scorecardresearch

Tu hijo, por el mío

Alberto Moreno
-

Tu hijo, por el mío - Foto: DP

En las mañanas de los domingos y festivos es frecuente ver a cientos de chiguitos y padres en la Plaza Mayor de la capital palentina intercambiando cromos, bien de fútbol, bien de otras colecciones. En esta época, desde que comenzó la temporada futbolísticas, es frecuente escuchar aquello de «¿tienes colocas o últimos fichajes?». Se trata de los cromos teóricamente más complicados de la colección de la llamada Liga Este , cromos por los que algunos, incluso, hacen su particular pequeño negocio vendiéndolos de cinco a veinte veces m su precio, dependiendo de su complicación.  

En Palencia ya no sólo se coleccionan los Cristiano Ronaldo, Messi y compañía. Desde hace semanas está a la venta la colección de todos los jugadores, cuadro técnico y directiva que forman parte del CDSan Juanillo, el club provincial que con cerca de 400 jugadores y jugadoras en todas sus categorías reúne mayor número de equipos de toda la provincia.

Estas colecciones de clubes de fútbol-base son habituales en otras provincias o Comunidades, como Galicia o Asturias. Este año ya se han puesto a la venta en Valladolid, pero jamás se había hecho algo parecido en Palencia. La empresa gallega sport.crom contactó con la directiva aurinegra, le propuso la idea de hacer una colección con todos los componentes del club de Campos Góticos, hicieron cuentas y aceptaron la propuesta.

Nada más comenzar los entrenamientos de los diferentes equipos se iniciaron las largas sesiones fotográficas que tuvieron lugar a pie de campo y durante tres días. En parado y en movimiento, de medio cuerpo y cuerpo entero.Los pequeños futbolistas hicieron de modelos por una vez, vestidos todos ellos con la misma indumentaria. Fotos que se transformaron en cromos, pero también que se pusieron a la venta de los familiares de los jugadores.

Semanas más tarde llegaban las primeras pruebas. La directiva del Sanjua no daba crédito. Quedaron impresionados por la maquetación del álbum, por el diseño de los cromos, todos ellos adhesivos, como los de la colección de las estrellas que muchos de estos mismos niños hacían. Tras las oportunas correcciones, sólo había que esperar a que llegasen los sobres para su venta.

Fue a primeros de noviembre. Diario Palentino adelantó la noticia del lanzamiento de esta colección y en La 8, días después, la directiva aurinegra la presentó cara al público. Fue un auténtico boom, ni mucho menos esperado. En pocas horas se acabó la primera remesa de cromos. Hubo que pedir inmediatamente otra, y otra y otra más. Los establecimientos del barrio que colaboran con el Sanjua en su venta no daban abasto.

El acuerdo entre la empresa Sport.crom y el club palentino señalaba que a partir de un determinado número de venta de cromos el SanJuanillo no sólo ya no tenía pérdidas en esta colección, sino que podían ganar una pequeña cantidad de dinero, que podía venir de maravilla para un club que mueve tantos jugadores, pero también que suma muchos gastos. A los pocos días se pasó ese límite y la colección no sólo no será onerosa, sino que tendrá beneficios para el club, aunque ese no haya sido el objetivo, sino hacer todavía más del San Juanillo una familia.

Zona habilitada. Ahora ya no se va a cambiar a la Plaza Mayor los cromos de la Liga de las Estrellas, sino a las puertas de los campos de Sergio Asenjo la de los niños y niñas del Sanjua. Incluso se habilitan mesas para ello. Ya no se escucha lo de colocas o UF, sino los nombres de los jugadores o el «te cambio a mi hijo por el tuyo», el cromo, lógicamente. Y es que no están numerados. Las listas tienen que confeccionarse con el nombre del respectivo niño y equipo. Una forma de conocerse todos un poco más.

alberto moreno / Palencia

En las mañanas de los domingos y festivos es frecuente ver a cientos de chiguitos y padres en la Plaza Mayor de la capital palentina intercambiando cromos, bien de fútbol, bien de otras colecciones. En esta época, desde que comenzó la temporada futbolísticas, es frecuente escuchar aquello de «¿tienes colocas o últimos fichajes?». Se trata de los cromos teóricamente más complicados de la colección de la llamada Liga Este , cromos por los que algunos, incluso, hacen su particular pequeño negocio vendiéndolos de cinco a veinte veces m su precio, dependiendo de su complicación.  

En Palencia ya no sólo se coleccionan los Cristiano Ronaldo, Messi y compañía. Desde hace semanas está a la venta la colección de todos los jugadores, cuadro técnico y directiva que forman parte del CDSan Juanillo, el club provincial que con cerca de 400 jugadores y jugadoras en todas sus categorías reúne mayor número de equipos de toda la provincia.

Estas colecciones de clubes de fútbol-base son habituales en otras provincias o Comunidades, como Galicia o Asturias. Este año ya se han puesto a la venta en Valladolid, pero jamás se había hecho algo parecido en Palencia. La empresa gallega sport.crom contactó con la directiva aurinegra, le propuso la idea de hacer una colección con todos los componentes del club de Campos Góticos, hicieron cuentas y aceptaron la propuesta.

Nada más comenzar los entrenamientos de los diferentes equipos se iniciaron las largas sesiones fotográficas que tuvieron lugar a pie de campo y durante tres días. En parado y en movimiento, de medio cuerpo y cuerpo entero.Los pequeños futbolistas hicieron de modelos por una vez, vestidos todos ellos con la misma indumentaria. Fotos que se transformaron en cromos, pero también que se pusieron a la venta de los familiares de los jugadores.

Semanas más tarde llegaban las primeras pruebas. La directiva del Sanjua no daba crédito. Quedaron impresionados por la maquetación del álbum, por el diseño de los cromos, todos ellos adhesivos, como los de la colección de las estrellas que muchos de estos mismos niños hacían. Tras las oportunas correcciones, sólo había que esperar a que llegasen los sobres para su venta.

Fue a primeros de noviembre. Diario Palentino adelantó la noticia del lanzamiento de esta colección y en La 8, días después, la directiva aurinegra la presentó cara al público. Fue un auténtico boom, ni mucho menos esperado. En pocas horas se acabó la primera remesa de cromos. Hubo que pedir inmediatamente otra, y otra y otra más. Los establecimientos del barrio que colaboran con el Sanjua en su venta no daban abasto.

El acuerdo entre la empresa Sport.crom y el club palentino señalaba que a partir de un determinado número de venta de cromos el SanJuanillo no sólo ya no tenía pérdidas en esta colección, sino que podían ganar una pequeña cantidad de dinero, que podía venir de maravilla para un club que mueve tantos jugadores, pero también que suma muchos gastos. A los pocos días se pasó ese límite y la colección no sólo no será onerosa, sino que tendrá beneficios para el club, aunque ese no haya sido el objetivo, sino hacer todavía más del San Juanillo una familia.

Zona habilitada. Ahora ya no se va a cambiar a la Plaza Mayor los cromos de la Liga de las Estrellas, sino a las puertas de los campos de Sergio Asenjo la de los niños y niñas del Sanjua. Incluso se habilitan mesas para ello. Ya no se escucha lo de colocas o UF, sino los nombres de los jugadores o el «te cambio a mi hijo por el tuyo», el cromo, lógicamente. Y es que no están numerados. Las listas tienen que confeccionarse con el nombre del respectivo niño y equipo. Una forma de conocerse todos un poco más.

Premios. No sólo salen en el sobre cromos de los jugadores del San Juanillo, sino que algunos llevan premio: vales de compra a canjear en Deportes Artiza, uno de los colaboradores.  

Y para los que logren acabarla, que serán muchos porque aquí no hay ningún cromo más difícil que otro, dado que se pone a la venta el mismo número, incluso hay un sorteo entre los que acrediten haberla concluido con suculentos premios de Sport.crom.

Una feliz iniciativa que ha tenido un éxito sin precedentes y que incluso dejará algunos beneficios. La próxima temporada repetirán, sin duda.Los cromos ya no sólo serán sólo de la Liga Este. Las estrellas son ahora los niños.. No sólo salen en el sobre cromos de los jugadores del San Juanillo, sino que algunos llevan premio: vales de compra a canjear en Deportes Artiza, uno de los colaboradores.  

Y para los que logren acabarla, que serán muchos porque aquí no hay ningún cromo más difícil que otro, dado que se pone a la venta el mismo número, incluso hay un sorteo entre los que acrediten haberla concluido con suculentos premios de Sport.crom.

Una feliz iniciativa que ha tenido un éxito sin precedentes y que incluso dejará algunos beneficios. La próxima temporada repetirán, sin duda.Los cromos ya no sólo serán sólo de la Liga Este. Las estrellas son ahora los niños.