Jóvenes unidos contra el 'bullying'

Rubén Abad
-
Nozal (2i) y Tapia (2d)estuvieron presentes en la clausura del curso. - Foto: DP

Diecisiete centros participan en el 'Plan Provincial de Juventud' promovido por la Diputación • Ayer se clausuró en Saldaña

Lograr un ambiente de paz, respeto y seguridad en los centros educativos y su entorno, donde menores y adolescentes puedan socializarse de forma adecuada. Éste es el objetivo que se marcó la Diputación, a través de su Plan Provincial de Juventud, cuando el pasado mes de marzo puso en marcha el programa de prevención de acoso escolar en 17 complejos educativos de la provincia.
En total, la Liga Española de Educación ha impartido más de 50 sesiones a alumnos de sexto de Primaria durante las últimas semanas. El último de ellos, el Colegio Villa y Tierra de Saldaña, acogió ayer la visita del diputado de Juventud, Jesús Tapia, y el alcalde de la localidad, Miguel Nozal, que quisieron comprobar in situ los avances de este programa.
Entre los objetivos de los talleres, estructurados en tres sesiones, se encuentran promover actitudes de respeto y compañerismo  en el alumnado, dar a conocer toda la información a los jóvenes para que conozcan cuando se está produciendo un  acoso, informar sobre el buen uso de las tecnologías en relación con los demás y ofrecer recursos y pautas de actuación necesarias en caso de ser testigo del acoso o padecerlo.
En los diferentes cursos en los que han participado, los menores han abordado cuestiones como el acoso escolar a través de la proyección de vídeos, han trabajado en la resolución de conflictos y la potenciación de sus habilidades sociales amén de estudiar el comportamiento de los menores y sus capacidades para empatizar con sus compañeros.

UN GRAVE PROBLEMA. El acoso escolar o bullying, se ha caracterizado hasta hace bien  poco  por  ser  un  fenómeno  oculto,  pese  a  haber  estado  presente  desde siempre en las relaciones entre menores y adolescentes en los colegios y fuera de los mismos.
«El silencio de las víctimas y de los testigos, cuando no de los propios centros, ha contribuido al desconocimiento de la magnitud del problema. Incluso las manifestaciones más sutiles de estos comportamientos antisociales tales como el aislamiento  deliberado  de  un  menor,  exclusión  o  motes  vejatorios  han  sido tradicionalmente toleradas», explicaron los expertos en esta materia.
Los estudios así lo reflejan. De este modo, el informe Cisneros X sobre Acoso y Violencia Escolar en España ha revelado que un 23,4% de alumnos de entre 7 y 18 años eran víctimas del bullying. Asimismo, demuestra que un 53,6% de los menores acaban padeciendo síntomas de estrés postraumático.