El apoyo de la cúpula da a Clemente una apretada victoria

S. González
-
Silvia Clemente, el día de su presentación como aspirante por el número dos del partido, José Manuel Villegas. - Foto: Leticia Pérez (Ical)

La exdirigente 'popular', que ganó por apenas 35 votos, promete trabajar como candidata de Cs a la Junta para ser «la alternativa al inmovilismo» y asegura que contará con «todos»

La apuesta de la cúpula de Ciudadanos, encabezada por el número dos de Albert Rivera, resultó ganadora y Silvia Clemente se convirtió ayer oficialmente en candidata de la formación naranja a la Junta de Castilla y León por un reducido margen frente al diputado vallisoletano Francisco Igea, que se presentó como freno a este ‘fichaje’ con el que no estaba de acuerdo.
Apenas 35 votos separaron a ambos en un apretadísimo resultado de las primarias celebradas entre los 1.538 afiliados en la Comunidad. Con un 70 por ciento de participación, la votación telemática dejó 561 votos para Clemente (un 55 por ciento) y 526 para su oponente, mientras la tercera candidata en liza, Vanesa Conde, obtuvo siete.
El respaldo de destacados dirigentes nacionales como José Manuel Villegas y Juan Carlos Girauta, así como el apoyo de casi todos los cargos autonómicos durante la campaña ha decantado finalmente la balanza en las primarias autonómicas hacia el lado de Silvia Clemente, un ‘fichaje’ de la dirección naranja tan solo cuatro días después de abandonar la presidencia de las Cortes y el PP.
La candidata oficial, que no ha querido hacer declaraciones durante toda la campaña, difundió un comunicado en el que afirma que cuenta con «todos los hombres y mujeres valientes de Ciudadanos para llevar el cambio a la Junta de Castilla y León».
Tras mostrarse «muy agradecida» por el apoyo y la «generosidad» de los afiliados, Clemente promete que trabajará «desde el primer minuto y sin descanso» para construir «la alternativa al inmovilismo y a la resignación de PP y PSOE» e invita a toda la militancia de Ciudadanos a «apostar por la suma de talento» como eje del camino a recorrer hasta la victoria en las elecciones autonómicas del próximo 26 de mayo.
A pesar del ajustadísimo resultado, Francisco Igea reconoció la victoria de su oponente y aseguró que «ya no será nunca la candidata de la dirección ni de la ejecutiva, es ya la candidata del partido». En una comparecencia pública, el diputado vallisoletano reclamó a Clemente «que se aleje de quienes compran voluntades con dinero y halagos y se acerque a los más débiles y los más pequeños», además de no escuchar a quienes piensan que la política se basa únicamente en «estrategia y encuestas», en lugar de en «convicciones e ideales».
Muchas fueron las felicitaciones de dirigentes de Ciudadanos en las redes sociales. Aunque Albert Rivera no se refirió a Castilla y León y felicitó a todos los ganadores, la procuradora Belén Rosado y la concejala de Valladolid, Pilar Vicente, destacaron su alegría por que Silvia Clemente se convierta en la primera presidenta de la Comunidad.
Sin embargo, no todo fueron alegrías por la victoria de la exdirigente popular y la portavoz en el Ayuntamiento de Burgos, Gloria Bañeres, anunció su marcha del partido al acabar la legislatura por no compartir los valores de la candidata. Y el mismo camino podría seguir la edil salmantina Ana Suárez, quien mañana comparecerá para anunciar su decisión.
Con Silvia Clemente como candidata de Cs, queda prácticamente configurada la parrilla electoral a la Junta, a falta de conocer el candidato de Vox.