Morales proclama su victoria: "Ganamos en la primera vuelta"

Europa Press
-

A falta de completar el escrutinio, el mandatario celebra los resultado porque considera insalvable la distancia de 10 puntos con el opositor Carlos Mesa

Morales proclama su victoria: "Ganamos en la primera vuelta" - Foto: DAVID MERCADO

El presidente de Bolivia, Evo Morales, ha asegurado que los resultados del recuento realizado hasta ahora por el Tribunal Supremo Electoral (TSE) ya le permiten cantar victoria. "Ganamos en la primera vuelta", ha celebrado este jueves, en una comparecencia ante los medios en la que ha insistido en su tesis del "golpe de Estado". 
Morales ha celebrado la "buena noticia" que le ofrecerían los datos, según los cuales la candidatura del gobernante Movimiento al Socialismo (MAS) aventaja en más de 10 puntos a la del opositor Carlos Mesa, de Comunidad Ciudadana. El último recuento conocido concede a Morales el 46,8 por ciento de los sufragios, frente al 36,7 por ciento de Mesa. 
Morales ha admitido que "no es oficial" aún la victoria y que faltan por contar "unos 120.000 votos", pero ha considerado insalvable la diferencia y ha instado a sus rivales a asumir la derrota. De no hacerlo, ha agregado, estarían desconociendo "el voto de los más humildes, de los indígenas", lo que ha catalogado como "una forma de racismo". 

El presidente ha sugerido que también estaría dispuesto a aceptar un vuelco de los datos a última hora. "Si el resultado final dice que vaya a segunda vuelta, vamos a ir", ha dicho, sobre una posibilidad que incluso ha valorado positivamente por entender que entonces "todos se van a juntar". 
El mandatario, que gobierna Bolivia desde enero de 2006, ha lamentado que ciertos grupos de políticos "insisten en el odio, en el desprecio, en la discriminación", invitando a la oposición a una "profunda reflexión" sobre lo ocurrido en estos últimos días, marcados por las tensiones políticas y sociales. 
Interrogado por los resultados obtenidos por su partido, peores a los de otras citas electorales, Morales ha señalado que "tanta mentira de la oposición" pudo afectar. También ha admitido que pudo haber cometido "errores" y haber sufrido "algún desgaste" tras más de una década en el poder, pero se considera plenamente legitimado para iniciar un nuevo mandato.