M. Andrés: «Creo que la ciudadanía ha votado por la ilusión»

ALBERTO ABASCAL
-
M. Andrés: «Creo que la ciudadanía ha votado por la ilusión» - Foto: Á“scar Navarro

La candidata socialista, la más votada el domingo, asegura a 'DP' que «o hay un pacto por el cambio de Ciudadanos y PSOE, o un pacto por la continuidad, blanqueando además a la extrema derecha»

Miriam Andrés, la candidata del PSOE a la Alcaldía y vencedora en los comicios locales del pasado domingo, en la entrevista concedida a Diario Palentino, entiende que la gente votó por la ilusión de cara al próximo mandato, aunque ahora se abre un periodo en el que los pactos decidirán la suerte del futuro equipo de Gobierno. «Al final, los resultados hay que mirarlos de una manera aislada, luego ya vendrá lo que tiene que venir, es decir la posibilidad de gobernar o no pero en cuanto al resultado obtenido, 3.000 votos más que hace cuatro años o tres concejales más, es una consecuencia de las maneras de trabajar del Grupo Socialista en el Ayuntamiento. Creo que la ciudadanía ha votado por la ilusión, precisamente era una de nuestras máximas en campaña, porque si hubiera votado por la decepción estoy convencida que el Partido Popular hubiera bajado algo más; en cambio, nosotros sí que hemos sabido conseguir tres concejales más a través del voto ilusionante».
La secretaria general del PSOE en Palencia reconoce que los resultados electorales obtenidos no le han sorprendido: «Yo creí que el PP iba a acusar un desgaste mayor, por las sensaciones propias que palpaba en la calle y pensaba que Ciudadanos iba a subir. Se conoce que al final la gente ha optado por otra forma de gobernar. Polanco ha perdido 1.500 votos, eso no hay que olvidarlo».
Ahora se abre un periodo vital para los futuros pactos de gobierno y, en este sentido, Miriam Andrés no se cierra en banda al asegurar que «ya dije en campaña que nosotros podríamos pactar con cualquiera que comparta la mayor parte o posicionamientos programáticos porque lo que tenemos claro es que los pactos se tienen que hacer mirando a los ciudadanos. El domingo votaron a la ciudad que querían y a los representantes que querían pero no votaron pensando en pactos. Por lo tanto, yo ahora lo que pido es altura política, altura de miras, para que cuando nos sentemos todos los grupos políticos a hablar nos sentemos mirando a los ciudadanos y no mirándonos los unos a los otros». 

«Aquí hay dos pactos posibles: o un pacto por el cambio de Ciudadanos y PSOE, o un pacto por la continuidad, blanqueando además a la extrema derecha. Algo que es lo contrario a lo que se está haciendo en toda Europa. Yo creo que Ciudadanos tendrá que valorar mucho su estrategia política y visualizar qué mensaje quiere mandar a los ciudadanos sobre sus posibles apoyos», añade la candidata socialista.
Bajo este mismo prisma, Miriam Andrés considera que los pactos que se negocien en otras localidades, como Carrión de los Condes, Cervera de Pisuerga o incluso para formar Gobierno en Castilla y León, no están supeditados al que se pueda producir en la capital: «Yo creo que cada cosa lleva lo suyo. En Carrión hay un equipo que ha estado trabajando durante estos cuatro años y estaba conformado con Ciudadanos y PSOE, y yo veo muy natural que siga ese equipo. Igual que veo muy natural que en Cervera, donde el PSOE ha estado apoyando a Ciudadanos, ahora que se han vuelto las tornas podamos tener el apoyo de Ciudadanos para gobernar en la localidad norteña. Las localidades yo no las mezclaría con las Cortes de Castilla y León. Para las Cortes regionales creo que hay un mensaje muy claro de coherencia para Ciudadanos. Ellos se presentan como los regeneradores democráticos porque no hay que olvidar que la Junta lleva 33 años gobernada por la derecha, una derecha que tiene a altos cargos investigados de varias consejerías; por lo tanto, creo que Ciudadanos en Castilla y León debería tener un mensaje muy claro de regeneración democrática y apostar por el cambio, sin duda». 
«Por lo demás, mi intención es llamar a Alfonso Polanco para hablar con él como segundo partido más votado. Creo que tenemos que hablar y empezar los contactos sin más dilación», añade al respecto Miriam Andrés.

 Pero mientras llega el desenlace final de las negociaciones entre los partidos políticos, la ganadora de las elecciones locales desgrana para este periódico alguna de las líneas maestras que mantendrá para el nuevo mandado en el caso de que ella sea finalmente la alcaldesa, teniendo al empleo y los servicios municipales como principales ejes de su política. «Las líneas generales se han definido muy claramente en la campaña -pormenoriza Andrés- y tiene todo que ver en el cómo revertir la situación poblacional en Palencia. No vamos a tener una varita mágica y, de repente, la población se va a dejar de ir, pero sí cómo paliar con medidas nuevas y novedosas esa sangría poblacional, especialmente de los jóvenes cualificados». 
«Todo lo que tiene que ver con materia de empleo para jóvenes que puedan desarrollar su primera experiencia laboral en Palencia y que puedan optar a quedarse en la ciudad va a ser prioritario para nosotros. De hecho, mantener un contacto con todas las empresas palentinas y el campus universitario será prioritario, y todo lo que tenga que ver con una política de igualdad transversal, mirando desde una perspectiva de género todos y cada uno de los servicios municipales también va a ser preferente», añade la candidata socialista.
En cualquier caso, quiere dejar claro que todavía es muy pronto para hablar de áreas y organigramas: «Hasta después de que pase el día 15 no vamos a empezar a pensar en un organigrama porque va a condicionar mucho primero si gobernamos y segundo cómo esté conformado ese equipo de Gobierno. El día 17 está claro que si soy alcaldesa lo primero que voy a hacer es reunirme con el personal de la casa. Con los jefes de servicio del Ayuntamiento para ver un poco las necesidades, las demandas que tienen, las inquietudes que tienen, porque sé que hay problemas de gestión y de funcionamiento. Y ya en esos días cerraremos ese organigrama que tiene que ir a un primer pleno de organización y funcionamiento del nuevo mandato».
A modo de curiosidad, el 26 de mayo es una fecha marcada en el devenir de la política palentina. «Sí sí..., un 26 de mayo de 2012 -apunta- fui elegida además la primera mujer secretaria general del PSOE en Palencia y siete años después gané unas elecciones locales que hacen posible, muy real, la posibilidad de que el Partido Socialista dé la primera mujer alcaldesa a Palencia. Por lo tanto, el 26 de mayo se va a convertir para mí en una fecha clave en mi vida, por lo que ha significado en mi futuro».
La máxima responsable del PSOE palentino ha querido agradecer la confianza depositada por miles de palentinos el domingo en el Partido Socialista. Pero ha querido lanzar un mensaje muy claro también: «Si somos opción de gobierno, si gobernamos, gobernaremos para todos, para los que nos votaron y para los que no nos votaron. Queremos hacer un gobierno de mayoría social en el Ayuntamiento de Palencia y un gobierno integrador que no excluya a nadie y en el que todos los ciudadanos y ciudadanas se sientan representados».

Andrés, por otro lado, no oculta que la Diputación es harina de otro costal, al menos en cuanto a su configuración (aún se desconoce la composición de la corporación provincial): «Nosotros llevamos mucho tiempo reclamando que la elección de los diputados provinciales tiene que cambiarse. No podemos seguir dependiendo de un sistema de elección de diputados provinciales de 1871; eso es totalmente arcaico, que no refleja la voluntad ciudadana en la elección indirecta de diputados. Hay que pensar que hay cuatro partidos judiciales que parten casi con un 4-0 porque al final se vota la lista más votada y que tampoco hay mucha población en los mismos y que luego no se representa de una manera proporcional el porcentaje de población sobre el que gobernamos cada uno de los partidos. Por lo tanto, satisfacción porque subimos en torno a tres o cuatro diputados provinciales, lo que nos da un grupo provincial muy holgado para trabajar por toda la provincia  y al final ese es nuestro objetivo».
Para Miriam Andrés, el hecho de que el PSOE haya mantenido plazas importantes como Venta de Baños, Dueñas o Cisneros, pero que pierda otras como Villamuriel o Villada «son desgastes, es decir, es verdad que duele perder municipios que sociológicamente son muy del Partido Socialista, pero también es verdad que llevamos muchos años de gobiernos socialistas que al final provocan un desgaste y habrá que recapacitar que igual no se ha hecho todo lo bien que se requería, porque también tenemos otros gobiernos con mayorías absolutas que son revalidadas como pueden ser el de Dueñas o Cisneros. Por lo tanto, al final los ciudadanos ponen a cada uno en su sitio».