La 'Casa de Palencia' en Madrid quiere ser punto de venta de 'Alimentos'

Ical
-

Retoma un viejo objetivo, ser un centro negocios y que todas las empresas que vayan a Madrid puedan usar su sede para hacer reuniones y encuentros


La Casa de Palencia en Madrid, que actualmente se encuentra en pleno proceso de reconversión, está en conversaciones con la Diputación para «difundir y promocionar la marca Alimentos de Palencia en la capital de España», según explicó a Ical su vicepresidente, Arturo Cuervo, que subrayó que el centro está en conversarciones  con la Institución Provincial para trazar líneas de trabajo y establecer un convenio de colaboración.
Así, Arturo Cuervo expuso que dentro de su labor de promotores de la cultura de la provincia quieren dar a conocer y publicitar uno de los valores «esenciales» de la cultura palentina, la gastronomía.
Con la firma de este acuerdo, la Casa de Palencia se convertiría en un punto de venta de Alimentos de Palencia para apoyar a las empresas que integran la marca y ejercer de distribuidores de sus productos. De este modo, también pretenden crean una agenda repleta de actividades con el fin de ejercer de embajadores de los productos gastronómicos de Palencia.
«Organizaremos catas de productos gastronómicos palentinos a las que intentaremos que vengan su productores para presentarlo», anunció el vicepresidente de este centro que, además, programarán un mayor número de actos que sirvan para dar a conocer Alimentos de Palencia.
Cuervo comentó que otro de sus objetivos para el futuro es ser un centro negocios y, «ser una plataforma para que todas las empresas que vengan a Madrid puedan usar nuestra sede para hacer reuniones y encuentros». El vicepresidente de la Casa de Palencia redundó en la idea de ejercer de catalizador de los empresarios.
Finalmente, expresó que con este plan de futuro la Casa de Palencia en Madrid « acabará convirtiéndose casi en una embajada, aunque el objetivo a corto plazo es aumentar su agenda de actividades, establecer convenios con empresas e instituciones y lograr nuevos socios».
La Casa de Palencia en Madrid, ubicada en la céntrica calle Bailén, tiene más de 300 asociados y una historia de más de 110 años . Continúa con sus actividades habituales de «supervivencia», que pasan por ciclos de conferencias sobre la historia y la cultura de la provincia, reuniones entre los socios o encuentros literarios.
Por ejemplo, este año, con motivo de la celebración del 50 aniversario de la muerte del escultor palentino Victorio Macho, ha ampliado su programación orientada a «desglosar» la vida del artista y analizar la época en la que este vivió en Madrid , según informó el vicepresidente de esta Casa de Palencia. Asimismo, organizará una excursión a la Real Fundación de Toledo, donde se ubica el museo del escultor, para apreciar de primera mano su obra.