Las nuevas metodologías en FP apuestan por el emprendimiento

Laura Burón
-

La jornada de formación de docentes de estos ciclos aborda las competencias digitales y la ciberseguridad como herramientas fundamentales en los centros educativos del futuro

Las nuevas metodologías en FP apuestan por el emprendimiento - Foto: Sara Muniosguren

Decenas de docentes de formación profesional asistieron ayer a la jornada provincial de Innovación Metodología en la que distintos ponentes abordaron cuestiones como la FP Dual, las competencias digitales, el espíritu emprendedor, la didáctica activa, la ciberseguridad o los fondos europeos y pudieron participar en distintos talleres vinculados con estas materias.
El uso de las nuevas tecnologías en el aula centró la charla que ofreció Julio Javier del Campo Salcedo, profesor del IES Trinidad Arroyo, que señaló que «hay que adaptar las tecnologías a nuestros recursos, nuestras habilidades y a nuestros conocimientos», para luego defender la creación de equipos de trabajo en lugar de trabajos de equipo entre el alumnado, ya que los primeros generan «una inercia y un dinamismo» que permite que los grupos funcionen y consigan sus objetivos.
Por su parte, Jessica Paños, profesora de la Facultad de Psicología y Educación en la Universidad de Deusto, ofreció algunas claves para desarrollar la iniciativa emprendedora en educación. Dio a los presentes algunas herramientas e ideas para fomentar ese espíritu entre los alumnos, dejando claro que un emprendedor «no tiene porque montar un negocio o una empresa». Así, explicó que emprender puede entenderse como una forma distinta de pensar, una actitud ante la vida y ante las situaciones.
Las nuevas metodologías en FP apuestan por el emprendimientoLas nuevas metodologías en FP apuestan por el emprendimiento - Foto: Sara MuniosgurenPaños recordó que la Lomce, ya en 2012, hablaba de la capacidad emprendedora como clave para la evolución de las demandas de empleo futuro y que para muchos autores se trata de una competencia transversal clave «y útil en todos los ámbitos de la vida, tanto el personal, como el social como el profesional». Por eso, animó a los docentes presentes a «poner en práctica el emprendimiento de forma extracurricular» y señalo que las directrices europeas obligan a «garantizar que el espíritu emprendedor esté integrado en los planes de estudio». 
Para hablar de las cualidades presentes en las personas con esa capacidad puso como ejemplo los casos de Amancio Ortega, presidente de Inditex y Jeff Bezos, fundador de Amazon. Aseguró que entre esas características se encuentran la creatividad, la capacidad de comunicación, el liderazgo, la asunción de riesgos, la motivación o la adaptación al entorno. «Nadie tiene todas esa competencias, pero cuantas más mejor», señaló, para luego reconocer que según varios estudios los españoles no se consideran creativos y les cuesta tomar riesgos. «Eso es lo  que les falta a los alumnos. Tienen la idea pero no dan el paso de ponerlo en práctica», destacó Jessica Paños, que recurrió a algunos casos prácticos y ejemplos durante su conferencia.
Redes seguras. Otra de las ponencias de esta jornada de innovación metodológica versó sobre la ciberseguridad en los centros docentes, a cargo de Amador Aparicio de la Fuente, profesor de Administración de Sistemas Informáticos del Centro Don Bosco de Villamuriel y miembro de la Unidad de Ciberseguridad de Telefónica.
Aparicio demostró a los presentes la facilidad con la que se puede acceder a la infraestructura de red interna de un colegio mediante las direcciones de correo electrónico si esta carece de un buen sistema de seguridad.  «No hace falta estar físicamente en un colegio para acceder a un sistema. Se puede conseguir mucha información a través de las direcciones de e-mail», aclaró.
 Explicó que los colegios son «ecosistemas complejos desde la problemática de la privacidad y  por la falta de una estructura de red», y afirmó que se pueden generar múltiples grietas en estos sistemas puesto que son muchas las necesidades que hay que cubrir: puntos de acceso para múltiples dispositivos, incluidos los teléfonos móviles personales de alumnos y profesores, sistemas de autenticación, controles del tráfico de la red, copias de seguridad o las direcciones de correo electrónico de los profesores pueden ser punto de entrada a las redes internar para los hackers.