Profeta en su tierra

Alberto Moreno
-

La campeona de España Marta Crespo recibió un cálido homenaje en el Ayuntamiento de su pueblo, Villaluenga de la Vega. Peligra el Campeonato de Europa en tierras valencianas

Profeta en su tierra

Villaluenga de la Vega tiene una deportista de élite, Marta Crespo Blanco, campeona de España de blancos a brazo (pichón) competición que se desarrolló en Valencia, con 149 participantes, siendo la primera fémina y la quinta en la general. El Ayuntamiento de Villaluenga, con su alcaldesa Isaura Nicolás Laso, y su junta vecinal, quisieron agradecerle el llevar el nombre de su pueblo a todos los rincones de España, con un homenaje que coincidió además con sus fiestas de SanMartín. Tras el desfile de pendones y la misa, llevó este acto en el Ayuntamiento. Marta recibió un ramo de flores y una placa recordando este momento.
Un día que Marta Crespo  manifiesta que «no olvidaré en mi vida. Cuando vas a un torneo, todo lo más que ganas es un premio, incluso a veces algo de dinero, pero vale mucho más que te reconozcan en tu pueblo. Este homenaje se me va a quedar en el corazón toda mi vida. Me ha hecho mucha ilusión. Quiero dedicárselo a mis padres, que siempre quisieron verme en lo más alto, y a mis amigos. Doy las gracias al Ayuntamiento y la junta vecinal. No me lo esperaba», manifiesta emocionada.
Marta Crespo logró lo que no muchos consiguen, ser profeta en su tierra. «Le pregunté a la alcaldesa que por qué este homenaje y me dijo que había hecho mucho por el pueblo. A mí cuando me preguntan no digo que soy de Palencia, digo que soy de Villaluenga. Y es así».
europeo. La tiradora no tiene tampoco pelos en la lengua a la hora de  manifestar lo que siente y piensa. Y es que su intención es tomar parte ahora en el Europeo de la modalidad, pero su celebración en tierras valencianas está en el aire. «Tiene que celebrarse en un mes y no se sabe si se hará, no hay ni carteles. Y esto pasa porque está gobernado en la Comunidad Valenciana el que no debe y lo digo claro. Están intentando acabar con la caza, no entiendo esta mentalidad. No se dan cuenta que los pichones salen de criaderos, que se  utilizan para esta práctica deportiva, no nos dedicamos a tirar tiros por ahí a todo lo que vuele. Los animalistas son así», manifiesta.
En el caso de no  celebrarse en tierras valencianas, puede surgir un serio contratiempo. «Han quedado en avisarme si se celebra o no en Valencia. Me imagino que si no se hace en España se celebrará en cualquier lugar de Europa, pero si es así sería complicado poder viajar. Y es que todos los gastos salen de mi bolsillo, nadie me ayuda, ni federación, ni firmas comerciales, ni instituciones. Es cierto que nunca he pedido nada, pero si tengo que salir al extranjero no creo que puediese ir.Una ayudita no vendría mal».