Sánchez garantiza que el fin del carbón no afecta al empleo

SPC
-
(I a d) María Jesús Montero, PedroSánchez, Teresa Ribera y Reyes Maroto, ayer en la presentación de la Estrategia - Foto: Juan Lazaro (Ical)

El líder del Ejecutivo anuncia que se crearán 300.000 trabajos en la próxima década en estas zonas

El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, presentó ayer en Madrid la Estrategia de Transición Justa que aprobará el Consejo de Ministros el próximo viernes y que persigue, dijo, que los cierres de centrales térmicas y minas de carbón produzcan un «impacto cero sobre el empleo y la población» en las comarcas afectadas. Dicha Estrategia es una de las tres patas de la paquete de medidas de energía y clima que aprobará el Gobierno el viernes y que se completa con el Plan Nacional Integrado de Energía y Clima 2021-2030 y el anteproyecto de Ley de Cambio Climático que no podrá ver la luz ante el inminente fin de la legislatura. No obstante, Sánchez anunció que este paquete de medidas tendrá como resultado la creación de 300.000 puestos de trabajo en la próxima década. 
Durante el acto, al que no se invitó a ningún representante del Gobierno regional, Pedro Sánchez explicó que respecto a las comarcas mineras afectadas por el cierre de las minas y las centrales eléctricas de carbón, la Estrategia de Transición Justa contempla «la celebración de convenios de transición para todas las comarcas sujetas al cierre de minas, centrales de carbón o centrales nucleares, con el objetivo de que los cierres generen impacto cero sobre el empleo y la población al final del proceso». 
Del mismo modo, el presidente ratificó que el anteproyecto de Ley de Cambio Climático contempla el año 2040 como la fecha a partir de la cual se prohibirá la matriculación y venta de coches nuevos que utilicen combustibles que emitan CO2 (diésel y gasolina e híbridos). Así, explicó se llegará a tener en 2050 un parque móvil en España libre de emisiones contaminantes.  
«No estamos proponiendo nada caprichoso, sino necesario. La Ley estará en línea con la Estrategia a Largo Plazo de la Comisión Europea, que reclama que el parque automovilístico se renueve paulatinamente con modelos de menores emisiones para culminar en 2040 con vehículos sin emisiones de CO2», afirmó al respecto. 
En este marco confía en que esta hoja de ruta permitirá de aquí a 2030 desplegar inversiones por un valor estimado de 237.000 millones de euros y adelantó que los nuevos empleos, más de 300.000 en la próxima década, fundamentalmente estarán ligados a servicios, industria y construcción, informa Ical.