316.000 euros para la CL-626 y la Ruta de los Pantanos

Rubén Abad
-

Las actuaciones tendrán lugar en los entornos de Vado y La Lastra

316.000 euros para la CL-626 y la Ruta de los Pantanos

El Consejo de Gobierno conoció recientemente la declaración de emergencia de la contratación de obras en las carreteras CL-626, a la altura de Vado (término municipal de Dehesa de Montejo), por un importe de 140.000 euros; y en la P-210 (Ruta de los Pantanos), en La Lastra (Triollo), por 175.897 euros. En ambos casos, los tramos de calzada han sufrido movimientos de tierras con desprendimientos y deslizamiento con el consiguiente riesgo para la seguridad del tráfico. 
Las obras de la CL-626 consisten en la reparación del talud de desmonte en el punto kilométrico 210+200 de la margen izquierda, que ha sufrido un movimiento de tierras con desprendimientos hacia la carretera, con la aparición de grietas en su parte alta y levantando la contracuneta de hormigón, con el consiguiente riesgo para la seguridad del tráfico. Una obra a tener muy en cuenta, pues la vía conecta las tres grandes localidades del norte: Guardo, Cervera y Aguilar.
Como consecuencia de las fuertes precipitaciones de los meses de diciembre de 2019 y enero de 2020, se detectó un movimiento de tierras que afectó al talud, de entre 10 y 13 metros de altura que existe en la citada localidad, que podía provocar grietas y un desprendimiento, con el consiguiente riesgo para los vehículos, por lo que la reparación tenía carácter urgente.
ruta de los pantanos. La segunda obra declarada de emergencia se sitúa en la carretera P-210 y consiste en la contratación de obras para la reparación de los taludes de terraplén en los puntos kilométricos, 15+800, cerca del mirador Alto de la Varga, y 18+900, muy próximo a la pedanía de La Lastra, en el margen izquierdo de esta popular y transitada carretera autonómica de la Montaña Palentina que conecta las localidades de Velilla del Río Carrión y Cervera de Pisuerga.
Las precipitaciones del invierno también provocaron un movimiento de tierras que afectó a un talud del terraplén, con desplazamiento de la barrera de seguridad cerca de La Lastra, donde el deslizamiento de tierra dejó al descubierto una pantalla de carriles hincados y la viga de atado de las cabezas de estos. Estos movimientos de tierras y deslizamientos podían provocar en cualquier momento un desprendimiento que ocupara la calzada afectando gravemente a la seguridad vial.