Guardo avanza en accesibilidad al rebajar su acerado

A. Benito
-

La actuación, que concluyó ayer, ha supuesto la mejora de las aceras en las calles Río Ebro, Río Chico y Jorge Manrique. También se han reparado las baldosas de la plaza Santa Bárbara

Guardo avanza en accesibilidad al rebajar el acerado

Ayer concluyó en Guardo la mejora del acerado en las calles Río Ebro, Río Chico y Jorge Manrique. Una actuación que forma parte de un proyecto más amplio con el que la Concejalía de Obras pretende avanzar en la accesibilidad dentro del casco urbano de la localidad. De ahí que las aceras objeto de la intervención hayan sido rebajadas.
"Nuestra intención es que todos los pasos de cebra estén adaptados a las personas con discapacidad o movilidad reducida", concreta el concejal de Urbanismo, Luis Cantero, que también apunta que, "en esta ocasión, se han hecho accesibles ocho pasos de peatones". El Consistorio ha remozado así unas infraestructuras de uso público que cada día utilizan cientos de personas y cuya mejora beneficiará también a los más mayores del municipio montañés.
En otro orden de cosas, el edil popular informaba ayer a Diario Palentino de los arreglos que se están ejecutando en la plaza de Santa Bárbara, donde se han sustituido varias baldosas que estaban en mal estado y que, por tanto, constituían un peligro para los viandantes. Precisamente, en esta zona también se llevaba a cabo hace algunas semanas la reforma de las rampas de uso peatonal, una actuación centrada en conciliar la supresión de barreras con la mejora del tráfico y la seguridad de los peatones. 
Dentro de los planes de la Concejalía de Urbanismo, se encuentra, además, la urbanización de la zona centro, una intervención que incluirá el soterramiento de los contenedores y que actualmente se encuentra en proceso de licitación.
POLIDEPORTIVO. Cabe señalar, por último, que otra de las mejoras que se han llevado a cabo en la localidad norteña ha sido la instalación de unas nuevas canastas motorizadas en el polideportivo municipal. Unos elementos que, a buen seguro, serán de gran utilidad para los amantes del baloncesto.
Junto a ellas, el Ayuntamiento de Guardo ha decidido ampliar la zona baja de gradas, instalando un total de ochenta nuevos asientos convertibles. Tal y como informa Luis Cantero, las obras se han llevado a cabo gracias a una subvención directa concedida por la Diputación Provincial.