Honores a Santa Águeda

Jorge González
-
Honores a Santa Águeda

La localidad montañesa cierra sus fiestas patronales en honor a la mártir en un día soleado y cargado de emoción

En una preciosa jornada donde el sol hizo acto de presencia, Castrejón de la Peña cerraba sus fiestas patronales en honor y veneración a Santa Águeda, una hermosa virgen que representa el sentir de una localidad que busca salir del desempleo y la despoblación y que durante cuatro días dejó apartados los problemas rurales para festejar el amor por su ‘reina’.

La mañana comenzaba fría, pero con el cielo despejado y radiante después de un fin de semana duro donde el temporal de nieve amenazó con suspender algunas de las actividades programadas en la localidad.

No fue así, y durante el viernes, sábado y domingo el pueblo montañés pudo disfrutar, con la unión de sus gentes, de numerosos eventos preparados para la ocasión, donde destacaron las actuaciones musicales de Rockanddroll Cirkus y la orquesta Pasito Show, además de los juegos y animación infantil, así como los típicos campeonatos de tute.

Santa Águeda, como cada 5 de febrero, arrancó con el latido en forma de cohetes lanzados al cielo, el sonido de las campanas y la recepción de autoridades, llegadas desde toda la provincia, entre los que se encontraban Luis Domingo González, delegado de la Junta de Castilla y León; Urbano Alonso Cagigal, diputado provincial de zona; Gonzalo Pérez Ibáñez, alcalde de Velilla del Río Carrión; o Manuel Maza de las Heras, regidor de Santibañez de la Peña, entre otros responsables políticos de toda la zona norte.

Luis Carlos Clemente, alcalde del municipio y Manuel Fernández Rosales, presidente de la Junta Vecinal, hicieron de anfitriones en todo momento para dar paso a dos de los actos más sentimentales del día, la popular procesión con la imagen de la santa, en esta ocasión sólo por la plaza de la Casa Consistorial debido a la cantidad de nieve caída y que aún se amontona en algunas calles del pueblo, y la misa en la Iglesia Parroquial para venerar a la patrona, donde se dieron cita decenas de vecinos, que fielmente siguieron el discurso de los dos sacerdotes, vinculados con la comarca, que la oficiaron.

Tras esos momentos de emoción y nostalgia, fue el turno del compañerismo y la unión de todo el pueblo con un ágape preparado por la Junta Vecinal de Castrejón, organizadora de las fiestas, y donde no faltó todo tipo de bebidas y refrescos para los presentes, así como canapés de diversos sabores, empanadas, tortillas, chorizos asados o embutidos de la tierra, entre otros muchos platos que pudieron disfrutar los vecinos, amigos e invitados en esta jornada tan especial.

 

*Más información en la edición impresa y en la app de Diario Palentino.