Tampoco pudo ser esta vez

David del Olmo
-

71
Destino Palencia
72
Covirán Granada
Finalizado
Derrota ante el Granada en un duelo equilibrado. Las pérdidas lastraron a los morados. El base visitante, Costa, anotó 26 puntos

Tampoco pudo ser esta vez - Foto: Óscar Navarro

Volvía a caer el Destino Palencia, aguantando hasta el final, en el antepenúltimo partido del curso en el pabellón ante un Covirán Granada, candidato al ascenso, que cometió menos errores y tuvo a Lluis Costa como referencia anotadora (26 puntos).

El equipo palentino jugaba un primer periodo serio, donde salvo en el 2-4 siempre fue por delante. Acertado en el lanzamiento, su peor faceta fueron las pérdidas. Pese a ello, y gracias a que los granadinos se mostraron erráticos en el lanzamiento exterior (0/6 el primer periodo), lograba una ventaja de ocho (19-11). Bryce Douvier y Lucho Massarelli, con cinco puntos cada uno, lideraban el ataque palentino, que sí había mostrado su mejor cara en el triple, con tres aciertos, la mitad de sus lanzamientos y una jugada para ver repetida una y otra vez, el mate de Sean Smith girando sobre sí mismo en el aire en un contraataque que significaba el momentáneo 9-4.

En el segundo periodo el equipo nazarí le daba la vuelta al marcador con la aparición de Costa, que sumaba ocho puntos seguidos (21-25), dentro de un parcial de 0-10. El equipo de Pablo Pin mandaría ya hasta el descanso. Haciendo daño en la zona palentina gracias al rebote ofensivo y pese a que seguía sin encontrar el acierto en el tiro. Eso sí, los locales apenas lograban seis puntos en el periodo. Llegaban vivos al descanso (25-29), pero con problemas por solucionar de cara a la segunda mitad si querían celebrar de nuevo una victoria ante sus aficionados (la última, única en la segunda fase del curso, había sido el 19 de marzo, ante el Castelló).

Tampoco pudo ser esta vezTampoco pudo ser esta vez - Foto: Óscar NavarroEl duelo se reanudaba con los palentinos equilibrando la balanza en sus dos primeros ataques (29-29), para dar paso a unos minutos de alternativas con un intercambio de canastas que llevaba hasta el 38-38 mediado el periodo (cuando Pablo Pin detenía el choque). El Granada adquirió cuatro puntos de renta (40-44), pero dos buenas acciones protagonizadas por dos jugadores siempre generosos en el esfuerzo como Sean Smith y Aitor Zubizarreta, cambiaban las tornas (45-44).

Y de esa manera, el tercer cuarto echaba el cierre con los palentinos manteniendo todas sus opciones de victoria. Los locales habían volteado el marcador tras anotar 25 puntos en 10 minutos, tantos como en los dos primeros cuartos, para el 50-46.

En el último parcial empataba enseguida el Covirán (50-50) y volvía a aparecer Costa para situar a su equipo por delante. Los visitantes encontraban a su guía anotador, que encadenaba dos triples para marcar cuatro de diferencia (54-58). Y el quinto acierto de la tarde de Costa desde más allá de los 6,75 (5/8 y 21 puntos ya) marcaba la máxima renta andaluza hasta entonces (54-61).

Tampoco pudo ser esta vezTampoco pudo ser esta vez - Foto: Óscar NavarroSean Smith reducía la distancia (58-61), pero Costa seguía a lo suyo (58-64) y, con poco más de tres minutos por delante, ahora sí el encuentro empezaba a alejarse de los morados. Era una película conocida por los aficionados.

A tres minutos del final, 58-65 y a dos y medio, 61-67. Aunque un triple de Purifoy (sus primeros puntos del partido) a uno y medio de la despedida, le ponía pimienta al final (64-67). Fallaba Costa para el Granada, pero lograba palmear bajo el aro Alex Murphy, dejando 48 segundos en el reloj. Sumaba en la penetración de nuevo Purifoy (ausente en el duelo anterior por lesión) y el Granada perdía la pelota (66-69, a falta de 19’’). 

Tras el tiempo muerto los morados la perdían en el saque de banda y un tiro libre de David Iriarte sepultaba las opciones moradas de ganar el duelo (66-70). De poco sirvió ya el triple sobre la bocina de Massarelli.

Tampoco pudo ser esta vezTampoco pudo ser esta vez - Foto: Óscar NavarroAl final, 71-72 y séptima derrota consecutiva del Destino Palencia, al que aún le quedan dos jornadas para concluir el curso.El próximo domingo visitarán los morados al Palma y en la última recibirán, también en domingo, al Alicante.

Tampoco pudo ser esta vez
Tampoco pudo ser esta vez - Foto: Óscar Navarro