Trump aplazará el aumento de los aranceles a China

SPC
-

El dirigente estadounidense anuncia que retrasa la subida de los impuestos en los productos que tengan procedencia del gigante asiático gracias a los sustanciales avances en las negociaciones

El presidente estadounidense, Donald Trump, ha anunciado el "retraso" de la subida de los aranceles prevista el 1 de marzo a centenares de importaciones chinas ante los "sustanciales avances" alcanzados durante la ronda de negociación comercial celebrada en Washington.
"Como resultado de estas conversaciones productivas, estaré retrasando la subida de los aranceles ahora previstos para el 1 de marzo", ha explicado el dirigente en un mensaje en su cuenta de Twitter, en una señal del acercamiento de las posiciones entre Pekín y Washington para rebajar la guerra comercial entre ambos países.
El plazo marcado por el neoyorkino suponía aumentar del 10 al 25% los aranceles impuestos a productos de origen del país asiático, lo que supondría unos 200.000 millones de dólares.

Trump aplazará el aumento de los aranceles a China
Trump aplazará el aumento de los aranceles a China - Foto: CARLOS BARRIA
"Estoy encantado de informar de que EEUU ha logrado sustanciales avances en nuestras conversaciones comerciales con China en importantes temas estructurales incluida la protección de la propiedad intelectual, transferencia de tecnología, agricultura, servicios y divisas, entre otros asuntos", explicó.
Asimismo, Trump indicó que "si ambas partes logran progresos adicionales" se "planeará" una cumbre con el presidente chino, Xi Jinping, para "concluir el acuerdo".
"Un muy buen fin de semana para EEUU y China", concluyó.
La ronda de conversaciones de esta semana entre la delegación estadounidense encabezada por el representante de Comercio Exterior, Robert Lighthizer, y la china, liderada por el viceprimer ministro, Liu He, y que en principio iban a concluir el viernes, se extendieron dos días ante el optimismo mostrado por ambas partes.
La guerra comercial entre las dos mayores economías mundiales, desatada por el agresivo proteccionismo del presidente estadounidense, ha generado inquietud y volatilidad en los mercados financieros internacionales.
Tanto el Fondo Monetario Internacional (FMI) como el Banco Mundial (BM) han rebajado sus previsiones de crecimiento económico global como consecuencia de las tensiones comerciales entre Washington y Pekín.