Talgo prueba su 'superAVE' en la Línea de Alta Velocidad

H.J.
-

La ausencia de trenes comerciales en la infraestructura que lleva terminada varios meses facilita la realización de test del último modelo de la compañía ferroviaria, diseñado para superar los 360 kilómetros por hora

Diseño interior de los vagones, según una recreación.

El Talgo serie 106 Avril, último modelo de la compañía española, denominado «de muy alta velocidad» y bautizado coloquialmente como el superAVE o el AVE ultrarrápido por su capacidad de alcanzar los 360 kilómetros por hora, inició el pasado viernes  un periodo de pruebas en la línea Venta de Baños-Burgos.

Dado que la infraestructura ya está construida, pero por ella todavía no circulan trenes comerciales, se trata de una vía ferroviaria disponible sin ningún tipo de condicionante para este tipo de probaturas, que se iniciaron con la llegada del tren en la madrugada del jueves al viernes, según confirmaron fuentes de Talgo.

Sin ningún tipo de congestión de tráfico, con rectas interminables sin necesidad de calcular franjas horarias de los trenes o posibles cruces peligrosos, y además cerca del centro de mantenimiento de Renfe en Valladolid, que funciona como base de operaciones, la línea de Burgos sucede al tramo Zamora-Sanabria donde comenzaron las pruebas en el mes de marzo y han durado unas semanas. La compañía Talgo explica que los ensayos en vía son «un paso decisivo en la validación técnica, previa puesta en servicio por parte de Renfe» y que se trata de «la fase final en el proceso de fabricación de 30 unidades del Talgo Avril con capacidad de hasta 581 plazas» cada uno. 

Los ensayos están destinados a comprobar «el comportamiento dinámico de todos los elementos del tren y en particular de los sistemas de rodadura, en condiciones de operación progresivamente más complejas y hasta llegar a la velocidad necesaria para homologarlo técnicamente a más de 360 kilómetros por hora» aunque su velocidad máxima en operación comercial será de solo 330.

de ida y vuelta. Es previsible que los nuevos Avril estén durante varios días realizando pasadas entre Venta de Baños y Burgos, ida y vuelta, aunque la duración concreta de las pruebas no ha sido especificada. Este material ferroviario está capacitado para adaptarse a los diferentes anchos de vía de la red española, por lo que puede circular tanto en tramos de alta velocidad como de ferrocarril convencional. Las previsiones de Talgo pasan por que su futuro modelo estrella empiece a operar con viajes comerciales a final de año.

Los Avril son el fruto de un megacontrato firmado entre la empresa de origen vasco y Renfe en el año 2016 por un montante de casi 1.300 millones de euros a cambio de la construcción y mantenimiento posterior de 30 trenes con diferentes características, preparados para circular a velocidades por encima de los 300 kilómetros por hora.



Las más vistas

Municipal

Vecinos de Mayor Antigua urgen una solución

Un vecino de la calle Mayor Antigua, concretamente del tramo comprendido entre Los Pastores y el Palacio Episcopal, lleva meses luchando contra el Ayuntamiento para poder volver a estacionar su vehículo en su garaje.