"No queremos ni creemos que vaya a haber terceras elecciones"

Agencias
-

Celaá apunta que desde el Ejecutivo consideran que el preacuerdo firmado con Podemos abre la puerta de la gobernabilidad y cree que corresponde al resto de partidos facilitarla

"No queremos ni creemos que vaya a haber terceras elecciones - Foto: Á“scar Cañas

La ministra portavoz del Gobierno, Isabel Celaá, ha dicho este viernes que en el Ejecutivo no quieren ni creen que vaya a haber unas terceras elecciones

En la rueda de prensa posterior al Consejo de Ministros, Celaá ha señalado que el presidente del Ejecutivo en funciones, Pedro Sánchez, "ha hecho todo lo posible para abrir la puerta a la gobernabilidad" tras los resultados electorales del 10N, con el preacuerdo firmado con Unidad Podemos para un gobierno de coalición.

"No queremos unas terceras elecciones -ha precisado la ministra portavoz- y creemos que corresponde al resto de fuerzas políticas evitarlas. No creemos que vaya a haber unas terceras elecciones".

Ha indicado en varias ocasiones que, con los resultados electorales obtenidos, el único Ejecutivo posible es el del PSOE con Unidas Podemos, para el que ha pedido apoyo del resto de fuerzas políticas, de todas salvo Vox, "que se autoexcluído", ha agregado Celaá.

Para la ministra, "quien se oponga tendrá que explicar por qué lo hace y qué alternativa propone" y ha reclamado sentido de Estado para afrontar los retos de España, como el de la crisis territorial, "a todas las fuerzas políticas".

Respecto a si Sánchez había comentado en la reunión del Consejo de Ministros algún futuro cambio en el nuevo Ejecutivo, Celaá ha indicado que el "conjunto" de ministros tiene "una enorme confianza" en él y "entre nosotros, y compartimos la responsabilidad que toca", por lo que apoyan la idea de configurar un gobierno para antes de navidades.

La ministra de Trabajo en funciones, Magdalena Valerio, que ha acudido también a la rueda de prensa, ha señalado que el presidente no había comentado nada de esos cambios.

Ha recordado que Sánchez dijo tras la firma del preacuerdo, el pasado martes, que una vez pasada la investidura, afrontaría los cambios y cargos.

"Hasta entonces -ha continuado- estamos en funciones y funcionando. A mí no me preocupa mi futuro y, para no preocuparse, lo mejor es estar ocupado".