Desde Autilla a una muestra en el Prado

DP
-

Se presta la Virgen del Rosario de Chiquinquirá

Desde Autilla a una muestra en el Prado

El tríptico con pintura al óleo del siglo XVII, representado a la Virgen de Chiquinquirá, patrona de Colombia y la ciudad de Bogotá, restaurado en el año 2017 dentro del convenio entre la Diócesis y la Diputación, ha sido solicitado por la dirección del Museo del Prado de Madrid a la Delegación diocesana de Patrimonio Cultural y Artístico para ser exhibido en una exposición titulada provisionalmente Tornaviaje. Arte Iberoamericano, que tendrá lugar entre el 17 de noviembre de 2020 y el 28 de marzo de 2021 en las salas A y B del edificio de los Jerónimos en Madrid. Petición a la que se ha dado respuesta afirmativa.
La obra se encuadra dentro del arte realizado en el virreinato de Nueva Granada y fue donado en el siglo XIX a la parroquia de Autilla del Pino por Santiago Gómez Ingüanzo (según anotación manuscrita en parte posterior de la tabla central), de una familia procedente de Cervera de Pisuerga muy activa en La Pernía. Las pinturas procedían, posiblemente, del cuarto que tiempo atrás sirviera de oratorio a la familia. La lluvia filtrada por goteras de la cubierta de Nuestra Señora de la Asunción y con ella la humedad del ambiente, unido a la acción del aire (recubiertas en parte por cristales fragmentados), dejaron la obra en tan mal estado que si no hubiera sido restaurada sería imposible reconocer lo pintado en ella.
Presenta la composición en su parte central y de mayor tamaño a la Virgen patrona de Colombia. Esta, que se encuentra entre San Antonio de Padua y de San Andrés Apóstol, apoya su cuerpo sobre una media luna, en una posición que sugiere que va de camino, las imágenes de San Antonio de Padua y de San Andrés Apóstol. Acompañan a esta pintura central, en su parte izquierda en la zona superior, una representación de la Natividad con la Virgen que sostiene al Niño en sus brazos y al lado San José. En la zona inferior, aparecen los Desposorios de la Virgen con San José (representado como sucesor legítimo de la Estirpe del Rey David). En su parte derecha en la zona superior, San Gerónimo y San Francisco orantes ante Cristo en la cruz. En su parte derecha inferior puede verse a San Vicente Ferrer, cuya iconografía le representa con alas recordando la celosa predicación del santo como si fuera el ángel del Apocalipsis. A su lado está San Buenaventura con capelina de cardenal.