La FRMP recuerda que erradicar la violencia incumbe a todos

SPC
-

La declaración institucional de la Federación pide un compromiso "firme y permanente" para erradicar de la sociedad la "expresión máxima" de desigualdad entre hombres y mujeres

El presidente de las Cortes, Luis Fuentes, el consejero de la Presidencia, Ángel Ibáñez, y la presidenta de la Diputación de Palencia, Ángeles Armisén, entre otras autoridades, asisten a la inauguración de la XVI asamblea. - Foto: Ical

La Federación Regional de Municipios y Provincias (FRMP) aprovechó hoy la inauguración de su 16 asamblea general, que tuvo lugar en las Cortes de Castilla y León, para asegurar que la “erradicación” de la violencia de género incumbe a “todos y cada uno de nosotros”, por lo que reclamó la implicación “activa” en la búsqueda de soluciones eficaces. La presidenta de la FRMP en funciones, Ángeles Armisén, leyó una declaración institucional con motivo del Día Internacional para la Eliminación de la Violencia Contra la Mujer, que recogía un compromiso “firme y permanente” para erradicar de la sociedad la “expresión máxima” de desigualdad entre hombres y mujeres que es la violencia de género.

El texto recogió el “rechazo absoluto” de cualquier forma de violencia contra la mujer, además de mostrar el “total apoyo” a las víctimas de violencia de género y a sus familias, y muy especialmente a los hijos menores a cargo de las mujeres maltratadas. Armisén expuso la necesidad de “trabajar sin descanso”, redoblar esfuerzos para prevenir la violencia, garantizar su seguridad y apoyar y atender a las mujeres que sufren la violencia “cuando sea preciso”.

En la línea de involucrar a toda la sociedad para luchar contra la lacra social, la declaración institucional de la FRMP recogió que los poderes públicos no pueden ser ajenos a la violencia de género, uno de los “ataques más brutales” a derechos fundamentales como la libertad, la igualdad, la vida, la seguridad y la no discriminación. En este sentido, la Federación recordó que las entidades locales trabajan de forma coordinada y conjunta con el resto de instituciones, administraciones y organizaciones de la sociedad civil por una sociedad “libre de violencia”, respetuosa con los derechos fundamentales y en igualdad entre hombres y mujeres, “desde el convencimiento de que la protección y asistencia a las víctimas constituye uno de los principales desafíos de la sociedad actual”.

La FRMP apostó por “reforzar” las actuaciones de sensibilización y prevención de la violencia dirigida a los menores, para que los niños, adolescentes y jóvenes “interioricen” la igualdad como un valor “esencial” para la convivencia, donde la implicación de las corporaciones locales es “clave”. También, consideró necesario continuar en la mejora de la prevención, asistencia y protección a las víctimas de violencia de género. Es por ello, que los municipios deben priorizar el trabajo en red y la colaboración y coordinación con los diferentes agentes e instituciones que intervienen en la lucha contra este tipo de violencia.