El Barça acaricia la liga

EFE
-
El Barça acaricia la liga - Foto: Enric Fontcuberta

Los dos tantos de Lenglet y Jordi Alba ante la Real Sociedad (2-1) ayudan al conjunto culé a acercarse más a su objetivo doméstico

El FC Barcelona ha iniciado con victoria (2-1) este sábado ante la Real Sociedad una semana que confía culminar con el título de LaLiga dentro de siete días, gracias a los goles de Lenglet y Jordi Alba que resolvieron un choque a medio gas en el Camp Nou. 
Los de Ernesto Valverde cumplieron para descontar en su camino hacia la defensa del título, a seis puntos del alirón, dos victorias que pueden caer la semana que viene ante el Alavés el martes y ya el sábado contra el Levante. 
El cuadro culé, con la resaca europea del pase a semifinales de la Liga de Campeones, apenas rotó, con descanso para Busquets y once para Dembélé, mientras la Real volvió a tirar de juventud ante la plaga de lesiones. Algo de ritmo dejó el inicio, pero pronto se calmó el partido, sin juego vertical por parte de nadie. 
La Real dio por bueno lograr algo de balón, mientras el Barça aprovechó algún robo para las primeras carreras de Messi. Entre el '10', Dembélé y Luis Suárez rondaron a Rulli, pero el 1-0 al borde del descanso llegó en un córner rematado a la perfección por Lenglet. A la Real le costaba mucho encontrar a su tridente. 
Oyarzábal apenas conectó y menos Juanmi y Willian José, aunque ambos la tuvieron ante Ter Stegen al final del primer tiempo. Tras el descanso volvió mejor el cuadro vasco, pero de nuevo los chispazos locales generaron peligro. El duelo entraba ya en un choque abierto, en el que Juanmi dio algo de emoción en el 1-1. 
El ariete visitante cazó la espalda de los centrales en un gran pase de Merino, pero la alegría duró dos minutos en los txuri urdin, por una galopada que llevó hasta el 2-1 Alba. El lateral azulgrana decidió esta vez mirar a portería, en una noche en la que el líder no necesitó de los goles de Messi o Suárez. 
La Real, que ya renunció hace varias jornadas al milagro de alcanzar Europa, no tiró la toalla pero tampoco tuvo recursos para encontrar más huecos en la defensa culé.

 

Pero el 'Atleti' sigue soñando

El Atlético de Madrid ha ganado este sábado por 0-1 en su visita al Municipal de Ipurua, en un partido correspondiente a la 33ª jornada de LaLiga Santander y donde un gol del francés Thomas Lemar en la recta final ha privado a la SD Eibar de sumar un punto con el que habría dejado casi abrochada su permanencia. 
El argentino Ángel Correa tuvo la mejor ocasión del primer tiempo, con un mano a mano que repelió Marco Dmitrovic a saque de esquina. Más tarde, el portero local acaparó el protagonismo con dos paradas clave, primero a un tiro lejano de Koke Resurrección tras un balón suelto y después a un cabezazo de Diego Godín tras una falta lateral. 
Esos dos fogonazos, mediada la segunda parte, fueron el presagio del gol de Lemar en el 84'. Álvaro Morata bajó un balón sin dueño con el pecho, abrió el juego hacia Koke y este puso un centro raso al área; ahí, se había posicionado bien el delantero galo para rematar de primeras. 
Esta buena cosecha del Atleti significó su quinta victoria seguida en Ipurua, un pleno en sus visitas al Eibar en Primer División. Además, el conjunto del 'Cholo' alcanzó los 68 puntos y se puso a seis del Barça, quizá disfrazando su agonía con el sueño de remontada en el hipotético caso de que los culés tropezasen en tres jornadas.

 

Otros partidos.

En la mañana, el RC Celta continuó con su escalada hacia la permanencia después de vencer en Balaídos al Girona FC (2-1), en un partido de claro dominio del conjunto celeste, que suma su tercera victoria en las cinco últimas jornadas, un impulso con el que supera en la clasificación al equipo catalán, ahora con solo dos puntos por encima de la línea de descenso.
Anoche, la perseverancia de Real Valladolid arrancó un empate en Vitoria ante el Deportivo Alavés, 2-2, después de que los vascos se adelantaran por 2-0, tras dos errores del guardameta Yoel Rodríguez en un duelo que abrió la trigésima tercera jornada de LaLiga Santander.