scorecardresearch

«Viendo lo que tengo en Palencia, quiero estar arriba»

David Correia
-

El escolta Chuso González llega a Palencia cargado de ilusión para la próxima temporada, y afirma que durante los primeros entrenamientos de preparación se está encontrando con unos jugadores de gran calidad en todas las posiciones de la pista

«Viendo lo que tengo en Palencia, quiero estar arriba» - Foto: Sara Muniosguren

José Luis González Albadalejo, conocido como Chuso González, desembarcaba en Palencia para convertirse en el undécimo jugador en la rotación del EasyCharger Palencia, que ya prepara la temporada 2021-22. Un experto tirador que, ilusionado, espera el comienzo de la competición. 

Su padre fue jugador de baloncesto y su hermana también lo es. Viniendo de una familia así, llevará el básket en la sangre...

Sin duda, yo siempre he llevado el baloncesto conmigo. Cuando era pequeño, mi padre jugaba y era inevitable probar. Con nueve años comencé a hacerlo, y hasta hoy no he parado. No me arrepiento de nada de lo que he hecho en este mundo y mucho menos de dar ese primer paso. En esos momentos ves lejísimos poder llegar a competir a un nivel tan alto, por lo que ahora, que tengo la posibilidad de jugar en una liga de gran categoría, estoy disfrutando mucho.

¿Por qué eligió Palencia para jugar esta temporada?

Cuando jugaba en LEB Plata, siempre veía la Oro como una liga muy importante, con unos proyectos muy interesantes. Este verano se ha juntado todo. Por un lado el interés que el club puso en mí, las ganas que yo tenía de venir a Palencia y, por último, el factor entrenador. Cuando yo vivía en Alicante e iba a ver el baloncesto jugaba Pedro. Luego me he enfrentado a él siendo los dos deportistas. Me gusta mucho la anarquía controlada que da a sus equipos, me parece un básket muy atractivo. Era una decisión que tenía que tomar y acabó yendo todo rodado.

Tras los primeros días de pretemporada, ¿cómo ve a la plantilla?

Lo bueno de este equipo es que prácticamente nos conocemos todos. Creo que excepto Roberts y Devine, los demás nos hemos enfrentado en la categoría. Me parece que somos muy peligrosos,  tenemos a jugadores de mucho nivel en cada posición. Esa creo que es nuestra principal baza, que individualmente somos muy buenos y, si juntas eso a nivel grupal, se acaba formando una bomba que puede ser muy atractiva tanto para nosotros como para los aficionados. Tenemos muchas ganas de empezar la liga, el grupo está muy ilusionado.

E, individualmente, ¿cómo se encuentra usted?

Estoy muy bien. En la parcela mental, que es muy importante, tengo una motivación extra. Empecé en EBA, luego jugué en Plata, después en un equipo de mitad de tabla en Oro, y ahora llego a un club que quiere estar arriba, con un cuerpo técnico que está pendiente de mí en todo momento y entrenando con unos de los mejores jugadores de la liga. Llevamos muy pocos días juntos, pero creo que nos lo vamos a pasar bien. Tampoco me quiero adelantar, pero lo que estoy viendo me gusta mucho.

¿Cómo se define como jugador? ¿Qué cree que puede aportar al equipo? 

Todos hemos venido a lo mismo, a dar el máximo individualmente para que el producto grupal sea el mejor posible. Particularmente, soy un jugador que ha llegado para abrir el campo. Me etiquetan de tirador. No me gusta solo centrarme en un aspecto, pero sí es algo que me gusta explotar. Mi padre lo era y yo desde pequeño empecé a entrenarlo. También me apetece que defendamos como animales y jugar un baloncesto rápido. Quiero ser peligroso, poder crear ventajas a otros compañeros. Además, soy temperamental, siempre he dicho que la cabeza fría y el corazón caliente.

¿Qué objetivos se marca para la temporada?

Viendo lo que tengo alrededor, tanto en los compañeros como en el nivel de organización del club, mentiría si dijera que no quiero estar arriba. Pero esto ya es un objetivo a largo plazo. Prefiero vivir en el día a día. En estos primeros entrenamientos, Pedro ya me está corrigiendo ciertos movimientos que no hacía del todo bien. Tenía muchas ganas de esto, debo aprovechar el tener a un entrenador como Pedro dirigiéndome.

Ya conoce el ambiente del Pabellón Municipal después de sus visitas en temporadas pasadas. ¿Qué opina de la afición palentina? 

Para un jugador, la afición es algo básico, y después de todo lo que nos ha tocado vivir, solo el tener la posibilidad de que el pabellón pueda volver a llenarse ya ilusiona mucho. Yo me acuerdo de que cuando he venido aquí siempre había un ambiente increíble. Me gusta, quiero jugar así.