Amancio Prada: "La labor de AMGu me parece ejemplar"

J.L.R.
-

Con motivo de la entrega del Premio AMGu de la Música 2019 que concede la Agrupación Musical de Guardo y que este año ha recaído en manos del artista leonés Amancio Prada, el compositor y cantautor ofrecerá un concierto antológico hoy a las 20 horas

Amancio Prada: "La labor de AMGu me parece ejemplar"

¿Qué significa para usted este premio que le entrega AMGu?
El premio se lo merecen ellos, porque la labor que hace esta agrupación me parece ejemplar.  Durante todos estos años ha demostrado que saca un rendimiento máximo a los pocos medios con que han contado gracias al entusiasmo y al talento de la gente que la dirige. Están creando el verdadero y mejor aficionado para la música y las artes escénicas en general, que es aquel que, de alguna manera, se ha acercado a ellas estudiando y practicando. Para mí este premio significa  que me señalen como un cómplice y un colaborador para la labor que ellos realizan.
¿Piensa entonces que esta agrupación guardense es un ejemplo a imitar?
Ojalá que cunda el ejemplo en todo el país y en el medio rural, porque es una forma de dignificar la vida  y más en esos lugares lejos de los centros de producción y exhibición artística. Creo que las instituciones ya se van dando cuenta de ello, porque saben que, a fin de cuentas, son un equipo al que todos los medios que le den los van a rentabilizar de una forma máxima. Son ellos los que se merecen el premio y la distinción mostrándolos como ejemplo a seguir.
Su relación con Palencia va más allá de Jorge Manrique
He tenido la suerte de cantar en lugares muy hermosos de Palencia, desde que tenía 20 años y, por casualidad, aparecí en un concurso de jóvenes cantores en Alar del Rey y me dieron un premio que para mí fue muy importante; me volví con un galleta de oro y un dinero con el que compré mi primera guitarra, que me llevé ya aquel otoño a París. He cantado en el Teatro Principal distintos programas a lo largo de mi trayectoria y estrené las Coplas en la iglesia de Santa Eulalia de Paredes de Nava.  También he actuado en la basílica de San Juan de Baños, en Santa María del Real de Aguilar de Campoo, ejemplo de restauración, en San Pedro en Frómista y en Santa María la Blanca de Villalcázar de Sirga. Jorge Manrique digamos que es el autor palentino que más ha dado pie a la obra que estrené el año pasado con la Orquesta Sinfónica de Castilla y León, con conciertos en Salamanca, Burgos y León y hace un mes en el Teatro Monumental de Madrid. Este último se podrá ver mañana en los Conciertos de La 2.
Tener como usted un público fiel, ¿es un lujo o un handicap?
Es un público fiel que se ha ido renovando. Ojalá hubiera más jóvenes, porque lo que yo canto no es ni para niños ni para mayores, es para todos los públicos, pero nadie puede amar lo que no conoce, y en ese sentido la labor que hace AMGu es alentar esa acción. No me puedo quejar porque a quien conmigo va.... El público es el que da sentido a lo que uno hace y es un estímulo. En cualquier caso uno hace lo que hace y estoy empeñado en labrar el pentagrama todos los días y de la mejor manera posible. Si algo bueno puedo dar será en ese campo y valga lo que valga.
¿Podría ser Amancio Prada un producto de consumo de los que lanzan las discográficas?
Ahora ya no porque las discográficas creo que, prácticamente, están desaparecidas. Siempre me quejaba cuando había tantas de por qué no distribuían mis discos -por ejemplo el de Rosalía en Argentina- y se promocionaban más. Siempre tenían operaciones más importantes, pero al mismo tiempo me acogían y me dejaban hacer lo que yo quería, y en ese sentido tampoco puedo quejarme demasiado. Lo que sí me preocupa es que la gente de ahora creo que lo tiene más difícil, porque sí que pienso que los medios de comunicación en general, no prestan la atención que antes a la gente que empieza. Hay un empobrecimiento, pero al mismo tiempo están las redes sociales, que considero unas naves nuevas para surcar los mares.
Los buenos profesores de Literatura han contribuido a generar afición. Usted, ¿qué papel ve que ha jugado?
Me consta que muchos profesores han utilizado o utilizan a veces mis discos -San Juan de la Cruz, las Coplas o Rosalía- porque la letra entra mejor con música que con sangre. Sí que me he encontrado con quien me decía «yo es que me aficioné porque teníamos un profesor que nos ponía sus discos». Me gusta ser utilizado para eso, porque no es fácil cuando tienes 14 o 16 años aficionarte a la poesía, que también es la mejor edad. Con la música, igual que aprendimos algunos a multiplicar cantando la tabla, tal vez también prenda la afición, o abra algún ventanuco, luego ya que cada uno tire para adelante.
¿Cómo ha sido su última colaboración con Juan Carlos Mestre?
Nace de una larga y estrecha colaboración artística desde hace casi 25 años. Se plasmó por primera vez en Emboscados, y luego en muchos de mis libros-disco, que es la forma en que suelo publicar mis trabajos,  ilustrados por él. También ha firmado los guiones escénicos de espectáculos como de La voz descalza, el   último con que me presenté en el Teatro Principal de Palencia. Este disco también está ilustrado por él, como ya hizo con las Coplas de Jorge Manrique. Tiene su origen musicalmente en aquella Antífona del otoño en valle del Bierzo que apareció en el disco Escrito está, y reúne nueve canciones nuevas.
¿Piensa alguna vez en la retirada?
Sería un ingrato con la vida si mientras tenga salud, ánimo y note que soy capaz todavía de hacer las cosas mejor no sigo trabajando y cantando, porque es mi forma de estar en el mundo, la mejor.
¿Cuáles son sus proyectos más inmediatos?
Tengo varios conciertos. En marzo próximo, los días 27 y 28, voy a presentar Cántico espiritual con la Orquesta Sinfónica de Bilbao y el coro. También quiero sacar un disco, que se va a titular Prada Prada , pero me da un poco de pereza entrar en el estudio. Tengo pánico a hacer una foto fija de algo que está en continuo movimiento. Hay que armar más esas canciones para que se merezcan un álbum.