Niños PRODIGIOSOS

Beatriz Gallinas
-
El director provincial de Educación, Sabino Herrero Del Campo, y los alumnos, ayer, en la Delegación Provincial durante la entrega del diploma al mejor reconocimiento escolar de la ESO. - Foto: Raquel Castañeda

La Junta entrega los diplomas al rendimiento escolar a siete alumnos de la ESO de la promoción 2010-2011 • Este reconocimiento, creado en 201o por la Consejería de Educación, tiene como fin estimular la motivación

Numerosas horas de trabajo, sacrificio y dedicación fueron los ingredientes básicos para que siete jóvenes palentinos hayan podido alcanzar su merecida recompensa: ser los mejores alumnos y alumnas de la promoción 2010-2011 en Educación Secundaria Obligatoria de tres centros escolares de la capital. La Consejería de Educación acogió así ayer a los siete niños prodigio a los que el director provincial de Educación, Sabino Herrero Del Campo, les hizo entrega de los diplomas en reconocimiento a su rendimiento escolar.
Cuatro estudiantes del Alonso Berruguete y Victorio Macho (3), así como tres  de Marista Castilla  figuran entre los mejores expedientes de Castilla y León. Este reconocimiento fue creado en 2010 por la Consejería de Educación con el fin de estimular el interés y la motivación por continuar sus estudios tras la educación obligatoria. Los apuntes y los libros se convirtieron durante unos meses en sus compañeros de estudio, que fueron acompañados por su enorme empeño y esfuerzo diario. Y como siempre se dice en estas circunstancias: todo sacrificio, tiene su recompensa. Y así fue. No obstante, este reconocimiento se ve compensado no sólo por su trabajo constante, sino también por la labor tanto de  los padres como de los profesores en este recorrido, constituyéndose como una base fundamental de apoyo.
Así, el director provincial agradeció el apoyo de las madres y padres así como de los educadores que les atienden día a día agregando que «ponen el mayor empeño en conseguir los mejores  frutos  para ellos». Herrero Del Campo recalcó que «hemos querido realizar este acto públicamente para daros así el reconocimiento», añadiendo que «para eso os lo merecéis, por haberlo trabajado bien y haber obtenido una buena nota».
Posteriormente, el director provincial les hizo entrega del diploma acreditativo de esta distinción y les felicitó por el éxito conseguido. Los estudiantes galardonados han sido: Marina García Vélez, del IES Alonso Berruguete; Manuel Belver Prieto, Álvaro Mena Alonso, Víctor Olecha Vallejo, del IES Victorio Macho; Miguel Villa Valdés, Pelayo Vázquez Rodríguez y Teresa Cancho Soto, del Colegio Concertado Marista Castilla.
El director provincial animó finalmente a los estudiantes a que «continuéis trabajando», asegurando que «si seguís poniendo esa motivación, obtendréis las metas que os vais a proponer».


MARINA.
«La organización, es lo principal»
Esta joven, del IES Alonso Berruguete que quiere cursar la carrera de musicología, apuntó que uno de los factores más importantes es la organización, añadiendo que «lleva desde los ocho años en el Conservatorio y sino soy capaz de organizarme, es imposible que saque las dos cosas».

MIGUEL.
«Hay que tener en cuenta los límites»
ste estudiante del Colegio Marista Castilla, que también ha obtenido la mejor calificación media de la Comunidad en las Pruebas de Acceso a la Universidad, subrayó que «me esfuerzo, conociendo los límites, intentando no sobrepasarlos y manteniendo las horas normales de sueño».

VÍCTOR.
«Hay que estudiar y pasárselo bien»
Este alumno del IES Victorio Macho, que quiere formarse en  medicina, comentó que hay que conseguir un equilibrio entre las horas dedicadas al estudio y el tiempo de descanso. Concluyó que «si quieres conseguir algo, tienes que intentarlo, esforzarte por ello» subrayando que «al final lo conseguirás».

ÁLVARO.
«Hay que ser autoexigente»
Este alumno del IES Victorio Macho que quiere estudiar Ingeniería Civil, señaló que cada uno debe saber sus límites, añadiendo que «en orden a ello hay que trabajar lo que cada uno considera oportuno siempre teniendo en cuenta la división entre el tiempo para relajarnos y el que se dedica al estudio».

PELAYO.
«Los últimos días se aprieta más»
Este joven del Colegio Marista Castilla que quiere cursar Ingeniería Aeroespacial dio algunos consejos básicos para el estudio como «estar a lo que hay que estar, organizarse y despejarse a veces» añadiendo que «también es  importante dormir», reconociendo que «los últimos días siempre hay que apretar más».