Categoría Preferente

Alejandro García
-

Los cuatro equipos palentinos debutan en la tarde de hoy en dos derbis que enfrentan al Palencia CF contra el CD Carejas Paredes, en El Otero, y al Castilla Palencia contra el CD Villamuriel, en el Rafael Vázquez Sedano

Castegoría Preferente - Foto: Á“scar Navarro

En la tarde de hoy arranca la Primera División Regional con dos derbis que enfrentan a los cuatro equipos de la provincia participantes en la categoría. El CD Villamuriel se enfrentará al Castilla Palencia a las 17 horas en el Rafael Vázquez Sedano de la localidad cerrateña. El Palencia CF iniciará su andadura liguera contra el Carejas Paredes, también en el día de hoy, a las 18 horas en El Otero.
Las sensaciones de los técnicos de los cuatro equipos son buenas, la pretemporada ha servido para cohesionar las plantillas tras las bajas e incorporaciones, en mayor o menor medida, de los clubs.
 Mariano Gutiérrez, entrenador del Palencia CF, valoraba de forma positiva la pretemporada realizada, aunque matizaba que el equipo aún se encuentra «en construcción», tras una docena de incorporaciones. «La plantilla aúna juventud y veteranía, pero, sobre todo, hay un gran ambiente humano en el vestuario», destaca el técnico.
El rival del Palencia CF, el Carejas Paredes es un club más modesto, pero que ha reforzado igualmente su plantilla. Sobre el encuentro del próximo domingo, su técnico, José Antonio Hernando, incide en «las ganas por el debut» que enfoca como «aún mayores» por el hecho de tratarse de un derbi.
objetivos. Las plantillas del Castilla Palencia y el Palencia CF destacan por la buena fase de preparación realizada, con la vista puesta en optar al ascenso a Tercera.
El Castilla ha finalizado su etapa preparatoria con 7 victorias y un empate. Uno de estos triunfos fue contra el Palencia CF, el otro aspirante al ascenso, que cuenta con un equipo rejuvenecido, con solo media docena de los jugadores que militaban en el club la pasada campaña. 
El propósito de los equipos de fuera de la capital camina por otros derroteros. Desde Villamuriel apuestan por una temporada en la que se evite el sufrimiento de la lucha por el descenso. Pablo Martínez, entrenador del club asume este objetivo. «Es una temporada de rejuvenecimiento y transición, con siete u ocho rivales que, a priori, lucharán por lograr el ascenso». Por ello, el técnico cerrateño desea «una campaña tranquila, en media tabla».
El Carejas Paredes ha realizado una buena pretemporada, con varias victorias, aunque cayó derrotado en agosto contra su rival de hoy, el Palencia CF. El técnico paredeño, José Antonio Hernando, señala al Palencia CF como «un rival fuerte», aunque confía en su plantilla.
refuerzos. El trasvase de jugadores entre los equipos palentinos suele ser la tónica más habitual en la categoría. Cada club ha reforzado diferentes posiciones en función de su presupuesto, pero sobre todo, de las bajas de la plantilla con respecto a la anterior campaña.
A este respecto, el club que más ha modificado su plantel ha sido el Palencia CF, con numerosas caras nuevas. El Castilla Palencia ha incorporado a «un jugador por cada posición», como indicaba su míster. Entre las nuevas caras destaca la del incombustible David Durántez, que aportará su experiencia y calidad en esta categoría, nueva para él.
El CD Villamuriel ha renovado al núcleo de la plantilla, destacando las incorporaciones de César Simón o Fran Hontiyuelo. En la misma línea, el Carejas Paredes ha conservado la práctica totalidad de sus jugadores, con alguna incorporación puntual, como la del fichaje estrella del club, el ex del Cristo Atlético, Mikel Prieto.
categoría disputada. Un tema constante en el discurso de los entrenadores es resaltar la dificultad de la categoría. Todos ellos determinan la existencia de «entre siete y ocho equipos muy fuertes», entre los que señalan a los tres clubs de la comunidad que descendieron el pasado año de Tercera.
El técnico del Castilla Palencia, Francisco Olea rehuye los favoritísmos y determina que «lo único que vale es lo que se demuestra en el campo». Una lección de un técnico ya veterano, y es que de nada sirve vender la piel del oso antes de cazarlo.