Sobreseído «el bulo» que una niña murió por meningitis

ALBERTO ABASCAL
-

Los padres de la pequeña aseguraron que se vieron «asaltados» por las informaciones falsas levantadas en el entorno del colegio donde estudiaba . La Audiencia Provincial considera que no hay datos que indican que hay delito

Sobreseído «el bulo» que una niña murió por meningitis

La denuncia presentada por los padres de una niña de 7 años al considerar que personas del círculo del colegio donde estudiaba habían levantado «un bulo» al divulgar que la causa de la muerte de su hija se debió a una supuesta meningitis ha sido sobreseída por la Audiencia Provincial, según el auto al que ha tenido acceso Diario Palentino.
Según el mismo, los padres de la pequeña pusieron en conocimiento del juzgado instructor que el 17 de febrero de 2018 la llevaron al Servicio de Urgencias del hospital Río Carrión por encontrarse mal, regresando después al domicilio. Como la niña seguía estando mal regresaron al complejo hospitalario donde quedó ingresada. 
Los responsables de Urgencias decidieron que la pequeña fuera trasladada al Hospital Universitario de Burgos, donde al poco de llegar falleció.

Según su aportación al juzgado, llegó a su conocimiento que «algún padre o madre» del colegio donde estudiaba la niña había divulgado que había fallecido por meningitis, provocando que se vieran «asaltados» por un equipo de investigación que acudió a su domicilio, llevándose víveres de la nevera y despensa, y que su hijo (hermano de la pequeña) tuviera que soportar que le sacaran médula espinal para analizarla.
Reiteraron ante el juzgado que  se vieron sometidos «a un cúmulo de corrillos» sobre la falsa noticia de una supuesta meningitis como la causa de la muerte de su hija. «Esta falsa alarma levantada por algunas personas que no tenían ni idea de lo que realmente afectó a la niña son personas -indican- del círculo del colegio donde estudiaba y la invención de este bulo llevó a crear noticias en prensa, radio y televisión que afectaron a unos padres en el peor momento de su vida», refleja la denuncia.
De hecho, los padres insistieron en que se vieron inmersos durante días en esta información falsa, «levantada alegremente por personas que no tuvieron el respeto debido para con su hija y ellos mismos»,  aparece como argumento fundamental para justificar la denuncia, «por el daños ocasionado y por la mancha en el nombre de la niña».

Hay que recordar que la Delegación Territorial de la Junta confirmó en su momento que quedaba descartada una patología infecciosa en las pruebas realizadas para averiguar la causa de la muerte y que la autopsia no había  evidenciado dicha causa.
El juzgado de instrucción número 1 primero y ahora la Audiencia Provincial en el consiguiente recurso de apelación han sobreseído la denuncia. El alto tribunal de la provincia argumenta que «no se aporta el mínimo dato» que pueda corroborar las posibles consecuencias negativas sobre la difusión de una noticia que no se ajusta a la realidad.
«Si por delito se entiende toda acción o conducta típica antijurídica, culpable o punible, lo descrito por los denunciantes, a priori, no encuadra en ninguno de los contemplados en el Código Penal», mantiene la Audiencia Provincial en su auto.