Los ciudadanos de Hong Kong piden ayuda internacional

Europa Press
-

Los manifestantes recorren diferentes consulados extranjeros solicitando apoyo para sus reivindicaciones democráticas, como la aprobación de leyes de defensa, e implorando el final de la represión política y la brutalidad policial

Los ciudadanos de Hong Kong piden ayuda internacional - Foto: Lucy Nicholson

Cientos de manifestantes han protestado este jueves ante varios consulados de diferentes países para pedir que apoyen sus reivindicaciones a favor de la democracia con la aprobación de leyes de defensa de los Derechos Humanos en la antigua colonia británica y medidas de presión al Gobierno de China.

Alrededor de 1.000 personas, la mayoría de ellas vestidas de negro y con máscaras, han realizado una ruta por los consulados de Australia, Reino Unido, la Unión Europea, Estados Unidos, Japón y Canadá para trasladar su petición.

Diplomáticos británicos, europeos y estadounidenses han salido a recibirles y se han hecho fotos con los manifestantes. "Lo que está pasando en Hong Kong no es solo un problema local. Es un tema de Derechos Humanos y democracia.

Los gobiernos extranjeros deben entender cómo se está reprimiendo a esta ciudad", ha afirmado Suki Chan, uno de los manifestantes. "Necesitamos seguir reclamando atención internacional para que sepan que este movimiento no está perdiendo impulso", ha añadido.

Las protestas antigubernamentales se han ido desarrollando en el centro financiero de la ciudad durante más de seis meses, a medida que crece el enfado de los hongkoneses por lo que consideran que es una intromisión china en las libertades que se prometieron a la excolonia británica cuando volvió estar bajo el dominio chino en 1997.

Pekín ha culpado de las protestas a las "fuerzas extranjeras" y ha afirmado que los intentos de interferir en la gobernabilidad china de la ciudad están condenados a fracasar.

 

"Brutalidad policial"

Los manifestantes, por su parte, han condenado en sus protestas la "brutalidad policial" y han hecho un llamamiento a los gobiernos extranjeros a "estar con Hong Kong". La Policía ha sostenido que ha actuado con moderación.

En el Consulado estadounidense, los manifestantes han pedido la aprobación de una ley que permita congelar los activos de ciudadanos y empresas chinos que hayan contribuido a limitar la libertad de expresión en la ciudad.

El ministro de Asuntos Exteriores británico, Dominic Raab, ha pedido a China en un comunicado que empiece a dialogar con los manifestantes y que respete los compromisos del tratado de la antigua colonia británica. Sin embargo, China negó estar interfiriendo en Hong Kong y aseguró estar comprometido con la fórmula de "un país, dos sistemas" para garantizar la autonomía de la antigua colonia británica.

Por otro lado, las fuerzas policiales han asegurado que han arrestado a cuatro personas este jueves por blanquear dinero y que han congelado 70 millones de dólares hongkoneses (más de 8 millones de euros) en depósitos bancarios.

La representante de la oficina de investigación financiera y antidroga de la Policía, Chan Wai Kei, ha asegurado a los medios que los cuatro detenidos pertenecían a un grupo que pedía donaciones para los manifestantes detenidos y heridos, pero usaba ese dinero para negocios personales.