40 conductores denunciados al día por exceso de velocidad

ALBERTO ABASCAL
-
40 conductores denunciados al día por exceso de velocidad - Foto: Quintana

Los radares de la Benemérita formularon 14.280 multas, 385 sanciones menos que las registradas durante el año anterior

La Dirección General de Tráfico ha puesto en marcha a lo largo de toda la semana una nueva campaña de velocidad en la que se vigilará y controlará el cumplimiento de los límites de velocidad con el objetivo de reducir la accidentalidad y las consecuencias derivadas de los mismos.
Esta campaña de vigilancia se produce dos meses después de la entrada en vigor del límite de velocidad genérico de 90 km en las vías convencionales, carreteras donde se producen el 75% de los accidentes mortales, la mitad, salidas de la vía en las que el exceso de velocidad está detrás de muchas de ellas.
De forma más pormenorizada, los excesos de velocidad están provocando aproximadamente, según los datos de la Jefatura Provincial de Tráfico, un 30% de los accidentes mortales; «esta es la razón por la que perseguimos con especial prioridad las infracciones y delitos por incumplir los límites de velocidad», apunta a Diario Palentino su responsable, Fernando Alonso.
Además, hay que recordar que la circulación a una velocidad superior a la legalmente permitida constituye una infracción administrativa grave o muy grave que es sancionada por los órganos de la DGT con multas que varían entre los 100 y los 600 euros y con una resta de entre 0 y 6 puntos en el carné de conducir.
No obstante, circular por carretera a una velocidad superior en 80 km/h a la máxima permitida deja de ser una infracción administrativa porque se convierte en delito y su castigo corresponderá al ámbito judicial penal. En todo caso, el año 2017, en la provincia de Palencia los radares de la Guardia Civil formularon 14.665 denuncias administrativas por exceso de velocidad.

En el mismo año 2017 la Guardia Civil de Tráfico de Palencia formuló además una denuncia penal contra un conductor que circuló a 166 km/h en un tramo de la CL-613 (Palencia- Sahagún) limitado a 50 km/h. Los datos no mejoraron de forma sensible durante el pasado año, ya que en la provincia los  radares de la Benemérita formularon 14.280 denuncias por exceso de velocidad, es decir, 385 sanciones menos (un 2,5% menos). Asimismo, durante el pasado año la Guardia Civil de Tráfico de Palencia instruyó un procedimiento penal contra un conductor que circulaba a 190 km/h en un tramo de la P-11 (salida sur de Palencia hacia Valladolid) limitado a 100 km/h., según los datos aportados por la Jefatura Provincial.
Palencia dispone en la actualidad de radares fijos, los de tramo de las carreteras CL-613 y CL-615 y la Guardia Civil de Tráfico dispone además de varios de carácter móvil. «Los radares salvan vidas; cuantos más tengamos, más tragedias evitaremos», afirma Fernando Alonso, quien preguntado por qué en Alemania, que es de la UE, sus autopistas tienen algunos tramos sin límite de velocidad sostiene que «ofrecer tramos de autopista sin límites de velocidad puede ser una medida muy eficaz para fomentar la venta de coches de alta gama, pero es una ocurrencia muy peligrosa para la vida y la integridad física de los seres humanos que circulan por esas mismas autopistas. Alemania no lidera la guerra contra la siniestralidad vial en Europa, lo hacen los países nórdicos e Inglaterra que, al igual que nosotros, limitan las velocidades en las carreteras».
Para el jefe provincial de tráfico los delatores de los radares o controles de tráfico, «están regalando la impunidad a infractores y delincuentes. De hecho, debemos informar a la Guardia Civil sobre las actuaciones de los infractores y los delincuentes; de este modo los guardias civiles podrán protegernos la vida con mayor eficacia». 
No hay que olvidar que, según el estudio Velocidad y riesgo de accidente realizado por International Transport Forum (ITF) el exceso de velocidad es el principal problema que tienen los países motorizados. Una estimación realizada para Noruega muestra que si todos los conductores circularan por debajo de los límites de velocidad, el número de muertes se reduciría en un 20%. Por ello, la campaña se hace de forma simultánea en casi una treintena de países que integran la Organización Internacional de Policías de Tráfico (TISPOL), de la que es miembro la Agrupación de Tráfico de la Guardia Civil.