Un nuevo San Martín

Rubén Abad
-

La Fundación Iberdrola España concluye la restauración de las esculturas del retablo de la iglesia de San Martín de Tours de Villarmentero. Las doce tallas regresan temporalmente al Museo Diocesano

Un nuevo San Martín

Iberdrola, a través de su fundación en España, ha concluido el proyecto de restauración de las últimas seis esculturas del retablo de la iglesia parroquial de San Martín de Tours de Villarmentero de Campos. De esta manera, y tras la finalización de la restauración de las primeras seis esculturas en febrero del año pasado, las doce tallas regresan temporalmente al Museo Diocesano de Palencia. 
Estos trabajos de restauración, que han sido llevados a cabo por la empresa abulense de restauración y conservación Castela, se enmarcan dentro del convenio de colaboración que suscribieron el obispo de Palencia, Manuel Herrero, y el director de la Fundación Iberdrola España, Ramón Castresana, el año pasado.
El proyecto ha incluido el desmontaje de la obra, su traslado a Ávila, donde se ha llevado a cabo la rehabilitación del conjunto de las doce esculturas del retablo, con el fin de devolver íntegramente las piezas a su estado inicial, respetando en todo momento su estética y el montaje en el monumento palentino, que concluirá una vez que la Junta finalice la restauración del retablo. 
La puesta en marcha del proyecto ha sido posible gracias al apoyo de la Junta, a través de la Consejería de Cultura y Turismo que asume la restauración del resto del retablo y a la Diócesis de Palencia, que ha colaborado en todo lo necesario con Iberdrola para conservar su patrimonio. 
El retablo de San Martín. El retablo mayor de San Martín de Tours, de una excelente calidad tanto en pintura como en escultura, data de la segunda mitad del siglo XVI. Está formado por un basamento o banco, tres cuerpos y un ático. Se estructura en tres calles y dos entre calles, separadas por finas columnas abalaustradas y dos guardapolvos con colgantes ornamentales y dos aletones con volutas y grutescos en el ático. 
Contiene seis pinturas al óleo sobre madera representando la oración de Jesús en el huerto de los Olivos, el prendimiento, la misa de San Gregorio, los condenados en el infierno, la aparición de Cristo Resucitado a San Martín y Cristo en la gloria, de Juan de Villoldo. En la calle central se sitúan las tallas de bulto redondo de La Virgen Asunta a los Cielos, San Martín partiendo la capa con un pobre, y Cristo en la cruz en el ático, de Francisco de Giralte. En las entrecalles, diversas esculturas que representan a San Pedro, San Pablo, Santa María Magdalena, San Sebastián, Santa Catalina y San Gregorio Magno. La puerta del sagrario muestra un relieve de la Resurrección de Cristo, del siglo XVI. 
Iberdrola con la cultura. El compromiso de la Fundación Iberdrola España con la cultura es un ejemplo más de su apoyo a la promoción, recuperación y conservación del patrimonio histórico-artístico en los territorios en los que está presente. 
Asimismo, Iberdrola lleva a cabo desde el año 2010 un ambicioso proyecto de restauración y mantenimiento del conjunto monumental del arte románico en España y Portugal. Se trata del Plan Románico Atlántico, un proyecto de cooperación transfronteriza desarrollado junto a la Secretaría de Estado de Cultura de Portugal y la Junta, cuya segunda fase avanza a buen ritmo, potenciando el crecimiento socio-económico sostenible del territorio, partiendo de sus propios recursos: las gentes que lo habitan, su entorno natural y su patrimonio cultural.