Tu privacidad es importante para nosotros

Utilizamos cookies propias y de terceros para analizar nuestros servicios, medir las audiencias, personalizar el contenido que ofrecemos y mostrarte publicidad adaptada a tus intereses mediante la obtención de los datos necesarios para perfilar tus hábitos de navegación e inferir grupos de interés.
Podemos asimismo utilizar fuentes de datos externas para elaborar estos grupos de interés, así compartir los análisis de navegación y los grupos de interés inferidos con terceros con el objetivo de personalizar contenidos y campañas publicitarias.
Puedes personalizar los propósitos para los cuales permites el uso de tu información, utilizando los siguientes botones:
Puedes también consultar la política de cookies al completo aquí.
Saber más

Como auténticos reyes

Rubén Abad
-
Como auténticos reyes - Foto: Sara Muniosguren

Los palentinos acompañan el café del desayuno con el tradicional roscón, el dulce estrella con el que cada año cierran estas fiestas. Los más pequeños disfrutan con los regalos de Sus Majestades de Oriente en una mañana llena de ilusión

Primero fueron los turrones, los polvorones, las peladillas y el mazapán,  y ayer le tocó el turno al roscón de reyes, el dulce por excelencia de la recta final de la campaña navideña. Un manjar de gran tradición, pues aunque le han salido competidores como el tronco de Navidad o el panetonne, este sigue siendo el más demandado. Y es que solo el roscón esconde un regalo que corona al que lo encuentra como el rey de la casa y hace aflojar la cartera a quien le toca el haba. Así, las principales pastelerías de la capital y la provincia registraron un goteo constante de clientes en busca de esta delicia. Unos los prefirieron rellenos de trufa y otros de crema, pero el acompañamiento que más gusta a los palentinos «sigue siendo la nata», explicó a Diario Palentino el gerente de la pastelería San Francisco, Fernando Acuña.
Además de por el roscón, tocó madrugar en las casas de muchos palentinos, especialmente en aquellas en las que hay algún niño en la familia. Estos se fueron pronto a la cama el domingo, con las energías recargadas tras ver de cerca a Sus Majestades de Oriente en la cabalgata, dispuestos a despertarse con una montaña de regalos. No obstante, la mañana de Reyes es una de las más bonitas del año para estos jóvenes que ven cumplidos los sueños y los deseos que plasmaron semanas atrás en sus cartas dirigidas a Melchor, Gaspar y Baltasar. Ver la ilusión con la que los niños desenvuelven los regalos no tiene precio.
De esta manera, las bajas temperaturas no fueron inconveniente para que mucho salieran a la calle a estrenar sus juguetes en plazas y parques. Coches teledirigidos, muñecas, artilugios mecánicos y todo lo relacionado con la recientemente estrenada película Frozen II tuvieron mucho tirón entre los pequeños, relató Jorge Machiñena, de Toy Planet, uno de esos establecimientos que visitan los pajes reales semanas antes de esta señalada fecha. 

*Más información en la edición impresa y en la app de Diario Palentino.

Como auténticos reyes