Tres de cada 20 alumnos son alérgicos

DP
-

Las alergias ambientales al sol, polen, ácaros y hongos afectan a 1.436, el 43,05%

Tres de cada 20 alumnos son alérgicos - Foto: Jonathan Tajes

a Consejería de Educación ha elaborado el primer censo de alumnos con alergia en Castilla y León, y en el caso de Palencia recoge que son 3.335 de edades comprendidas entre los 3 y 18 años en 82 centros educativos de la provincia. Con el fin de mejorar la seguridad del alumnado escolarizado, desde el Servicio de Equidad, Igualdad y Orientación Educativa, se envió el pasado mayo una tabla excel para recopilar información al respecto, con datos referidos a distintos tipos de alergias (alimenticias, a medicamentos y ambientales, entre otros). 
    Según los datos facilitados a Diario Palentino desde la Consejería, esos 3.335 alumnos representan el 15,55 por ciento del total (21.447). Por etapas, en Infantil el censo recoge que son alérgicos 151, el 4,22 por ciento (3.577); en Primaria 988, el 13,04 por ciento (7.575); en ESO 1.440, el 27,31 por ciento (5.272); en Bachillerato 317, el 19,18 por ciento (1.652); y en Formación Profesional 439, el 21,81 por ciento (2.012). 
   El tipo de alergia con más afectados es la ambiental (sol, polen, ácaros, hongos), con 1.436 (18 en Infantil, 367 en Primaria, 700 en ESO, 172 en Bachillerato y 179 en Formación Profesional). En el total del alumnado representan el 6,70 y con respecto al alérgico el 43,05 por ciento. 
   A continuación se sitúa el alumnado con alergia alimentaria (cereales, huevo, frutos secos, pescados y mariscos...) con 839, de ellos 93 en Infantil, 369 en Primaria, 277 en ESO, 43 en Bachillerato y 57 en FP. Con respecto al conjunto  supone  el 3,91 por ciento y en relación al alérgico el 25,15 por ciento.
  Padecen alergia a los animales 516 alumnos (7 en Infantil, 139 en Primaria, 239 en ESO, 47 en Bachillerato y 84 en FP). En el total de escolarizados significa el 2,41 por ciento y entre el alumnado alérgico el 15,47 por ciento.
  262 alumnos presentan alergia a los medicamentos (15 en Infantil, 57 en Primaria, 99 en ESO, 28 en Bachillerato y 63 en FP). En  el cómputo general  constituyen el 1,22 y con respecto al alérgico el 7,85 por ciento.
Las alergias a materiales (látex) afectan a 162 alumnos (16 en Infantil, 33 en Primaria, 65 en ESO, 20 en Bachillerato y 28 en FP). Esos representan, respectivamente, el 0,76 por ciento y el 4,85 por ciento.
   Finalmente hay que hablar de otras alergias, con 120 afectados (2 en Infantil, 23 en Primaria, 60 en ESO, 7 en Bachillerato y 28 en FP), es decir,  el 0,56 por ciento y el 3,59 por ciento.
  La elaboración del censo se enmarca en un proyecto de sensibilización para que los colegios empiecen a adoptar unas medidas preventivas que en la mayoría de ellos, hasta ahora, no existían y que tiene en la nueva Guía del Alumnado Alérgico su exponente para avanzar en protocolos y estrategias que ayuden al docente y que reporten las máximas cotas de seguridad con los niños. 
  La salud, el bienestar y la seguridad del alumnado en los centros educativos son algunas de las prioridades por las que trabajan conjuntamente las administraciones estatal y autonómicas. La alergia alimentaria es una enfermedad crónica que, hoy en día, afecta a una proporción creciente de población. Desde el antiguo Ministerio de Educación, Cultura y Deporte, en colaboración con el Ministerio de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad, en su respuesta por atender a la diversidad, evitar la discriminación y proporcionar seguridad a todos los ciudadanos, se elaboró un documento de consenso sobre recomendaciones para una escolarización segura del alumnado con alergias alimentarias y/o al látex (2004). Pero a día de hoy aún no se dispone de una base documental en materia de alergias en los centros escolares. Por ello, la Consejería de Educación de la Junta decidió crear una guía de actuación para alumnado alérgico, con el fin de proporcionar orientaciones y estrategias de actuación al equipo educativo de los centros, que sirvan de herramienta ante situaciones de alergia, permitan dar una respuesta individualizada y fomenten una convivencia segura y saludable. 
   La Asociación Española de Personas con Alergia a Alimentos y Látex define alergia como una reacción o respuesta alterada del organismo ante una sustancia alérgeno por sí misma inofensiva. La alergia es un defecto del sistema inmune. Este, en las personas alérgicas, crea mecanismos de defensa que se vuelven dañinos. La intolerancia, por otra parte, se concreta como la incapacidad de un organismo para resistir y aceptar el aporte de determinadas sustancias, en especial de alimentos o medicamentos. La intolerancia puede tener síntomas similares a los de una alergia, sin embargo, el sistema inmunológico no interviene en las reacciones. Por lo tanto, puede decirse que la diferencia entre las alergias y las intolerancias estriba en que, en la alergia, el rechazo a una sustancia está provocado por el sistema inmunológico, mientras que en la intolerancia está relacionado con el metabolismo de ciertas sustancias que el cuerpo no puede asimilar. 
La guía y el censo son un primer paso ante esta problemática, al que tienen que seguir otros, tal como destacan desde la Asociación Basada en la Lucha de los Alérgicos Alimentarios, entidad impulsora de la iniciativa ante la Junta y que sostiene que los datos ponen de manifiesto la enorme entidad del problema en la comunidad.