Las pruebas de Renfe durarán «meses»

I. E.
-

Si la Agencia Estatal de Seguridad Ferroviaria certifica que los tests a 300 por hora que efectuó recientemente el tren Séneca entre Venta de Baños y Burgos son buenos, la labor de Adif habrá concluido

Las pruebas de Renfe durarán «meses» - Foto: Alberto Rodrigo

El tren Séneca hizo recientemente varias pasadas a más de 300 kilómetros por hora por el trazado del AVE entre Venta de Baños y la estación burgalesa Rosa de Lima, unas pruebas de importancia vital para chequear de forma dinámica la consistencia de la vía y de la catenaria, además de examinar las redes de comunicaciones y el funcionamiento de las eurobalizas Ermts. Todos los datos que recogió el convoy laboratorio del Administrador de Infraestructuras Ferroviarias (Adif) fueron enviados a la Agencia Estatal de Seguridad Ferroviaria (AESF), que deberá pronunciarse sobre el éxito o no de estos tests. De concluir que todo está correcto, la empresa Adif no hará más pruebas. Pero queda todavía un gran trecho para que puedan circular trenes comerciales.
El siguiente paso lo debe dar ya Renfe, en una doble vertiente. Por una parte, debe realizar sus propias pruebas «de fiabilidad de la infraestructura», para lo cual utilizará «sus propios trenes comerciales». Además, deberá llevar a cabo la formación de los maquinistas. Adif, que supervisará ambos procesos, informa de que estas dos tareas se realizarán a lo largo de «los próximos meses».
El tren laboratorio Séneca llevó a cabo las pruebas en dos fases. El pasado 18 de septiembre a la 1 de la madrugada salió de Venta de Baños en dirección Burgos y completó el trayecto en cinco ocasiones. El mismo día también, pero a las 21,30 horas, el convoy salió de la estación Rosa de Lima hacia la localidad cerrateña para hacer varias pasadas, según lo establecido. Este convoy está diseñado para la auscultación dinámica y geométrica de vía y catenaria así como la comprobación y supervisión de los sistemas de señalización ASFA y Ertmes y de comunicación GSM-R. También está preparado para la comprobación real de los fenómenos aerodinámicos producidos en los túneles al paso de un tren a alta velocidad, simulaciones de marcha comercial y todos aquellos ensayos necesarios para validar nuevos equipos de infraestructura, de forma que se pueda analizar su repercusión en la circulación del material rodante.
Este modelo permite desarrollar pruebas a una velocidad mucho mayor que la que en la práctica aplicarán los AVE normales, forzando así para llevar las situaciones al extremo y asegurarse al 100% el buen estado del tramo de 95 kilómetros entre Burgos y Venta de Baños. El prototipo Talgo 350 alcanzó los 359 km/h, un récord establecido en España en febrero de 2001. A día de hoy el Séneca llega a 339 km/h como máximo. En cuanto a las obras del tercer andén en Rosa de Lima, es cierto que se están retrasando y no concluirán hasta entrado el año que viene, debido a que el coronavirus obligó a posponer algunos trabajos por la falta de suministros. Sin embargo, desde Adif explican que «la marcha de este andén no tiene incidencia en la fecha de llegada del AVE».

Trabajos de auscultación

La llegada de la Alta Velocidad desde Venta de Baños a la provincia burgalesa está cada vez más cerca. Bien es cierto que aún queda mucho hasta que un AVE entre en la estación de Burgos-Rosa de Lima, pero el Administrador de Infraestructuras Ferroviarias ha retomado con fuerza los pasos previos una vez superados los impedimentos que provocó la pandemia de la Covid-19 a mediados de año.
Concretamente, en las jornadas del 13 y 14 de agosto, el tren laboratorio BT de ADIF realizó trabajos de auscultación (geométrica y dinámica) de vía y catenaria en el trayecto Venta de Baños-Burgos, incluyendo la zona de vías de la estación de la capital. 
Concretamente, se centró en el entorno de la ciudad  burgalesa y luego focalizó sus esfuerzos en el inicio del tramo, en la localidad palentina. 
Las pruebas de auscultación sirven para verificar que las últimas correcciones y ajustes efectuados tanto en la vía como en la catenaria son los adecuados. 
Si los resultados de estas comprobaciones son correctos, se dará por terminada esta fase y se pasa a la siguiente, en la que se auscultarán los enlaces del tramo de Alta Velocidad Venta de Baños-Burgos con la red en servicio, algo que se acaba se efectuar como ya se ha indicado.

pruebas de carga. No hay que olvidar que a comienzos de mayo  Adif Alta Velocidad inició los trabajos de pruebas de carga e inspección de los viaductos del tramo Venta de Baños-Burgos.
Con estos trabajos, que se desarrollaron durante varias semanas, dio comienzo la fase de pruebas del tramo de Alta Velocidad entre la localidad cerrateña y Burgos. Estos test formaban parte de los estudios previos necesarios para la explotación comercial de la Línea de Alta Velocidad (LAV).
Las pruebas que se desarrollaron consistieron en la ubicación de distintas configuraciones de carga sobre las estructuras, con el fin de verificar que el comportamiento estructural de los viaductos se corresponde con el previsto y certificar de este modo que la construcción se ha llevado a cabo de forma satisfactoria.
Para estos ensayos en los viaductos, se emplearon distintas composiciones de trenes compuestos por hasta dos locomotoras y un total de 10 vagones-tolva cargados de balasto, dependiendo del tipo de estructura. Las pruebas que se realizaron fueron tanto estáticas como dinámicas, en este caso a distintas velocidades de circulación.
En total, en esta fase se llegaron a realizar inspecciones y/o pruebas de carga en un total de 17 viaductos y 26 pasos inferiores de todo el tramo entre la localidad cerrateña y la capital burgalesa.