scorecardresearch

La mirada alargada del tuerto

Rubén Abad
-

Al igual que ocurriera en 2019, ni uno solo de los trece grandes premios recae en la provincia

De esta celebración del Gordo en Saldaña han pasado once años. - Foto: Óscar Navarro

Palencia, Teruel y Navarra. Esas son las tres únicas provincias del territorio nacional en las que la Lotería de Navidad pasó ayer de largo y no dejó ni uno solo de los trece grandes premios que había en juego en este sorteo extraordinario, el más esperado del año. Y es que no solo no tocó el Gordo, sino que no hubo suerte ni siquiera con los quintos, lo mismo que ocurrió con las ciudades autónomas de Ceuta y Melilla.


En esta ocasión hasta el refranero popular, casi siempre acertado, también falló. Y es que las nieves que cubrieron de blanco la capital y parte de la provincia hace unas semanas, para nada se convirtieron en bienes. Y tampoco se acordó el Gordo de la España vaciada, ni sonrió a zonas especialmente castigadas, como los pueblos de la cuenca minera.


En Palencia no se cumplió ninguna de esas coletillas, rituales ni casuísticas que acompañan cada año al sorteo. Por lo tanto, a los palentinos no les quedó más remedio que encomendarse a la salud, que buena falta hace también en plena sexta ola de la pandemia de la Covid y con la variante ómicron cada vez más extendida.


Por lo tanto, a los palentinos, en esto de los grandes premios, no les quedó otro remedio que encomendarse a los décimos que han intercambiado con familiares, amigos y allegados de otras provincias, además de lo que hayan podido comprar fuera de las fronteras provinciales en sus viajes y salidas. Por ejemplo, el Gordo vendido en la madrileña estación de Atocha, por la que han pasado este año cientos de palentinos en sus desplazamientos hacia el sur de España.


Sin embargo, y a pesar de lo anecdótico de la situación, no es la primera vez que Palencia se va de vacío y la Diosa Fortuna se olvida, por completo,  de la provincia. Ya ocurrió en sorteos como los de 2000, 2004, 2008, 2012 y, el más reciente, el de 2019.


CUARTA EN VENTAS

La escasa o nula fortuna que tuvo  la provincia en el sorteo extraordinario de Navidad contrasta con la consignación: 18.639.200 euros, un incremento del 13,16 por ciento con respecto al pasado año (16.174.270 euros). 


Esto se traduce en un gasto medio de 116,26 euros por habitante, lo que sitúa a Palencia como cuarta provincia en ventas a nivel nacional tan solo por detrás de Soria (232,06 euros), Cáceres (125,19) y Segovia (123,49).


Vistos los resultados, a los palentinos no les queda más remedio que fiar toda su suerte al sorteo del Niño. Una cuenta atrás de 15 días que ya ha comenzado.

 

Un parón testimonial en Palencia
El parón convocado a nivel nacional por Loteros en Lucha se vivió ayer en Palencia de forma testimonial. Bastaba con darse un paseo por la capital o la provincia para comprobar que casi la totalidad de las administraciones (hay 53 puntos entre integrales y mixtas) permanecieron abiertas y atendieron al público con normalidad.


El origen de esta protesta no es otro que la comisión que reciben, «congelada» desde hace más de 15 años. En el caso concreto de la Lotería de Navidad, por cada décimo vendido reciben 80 céntimos, de los cuales 20 son para impuestos y los 60 restantes son las ganancias del lotero.


Aunque la mayoría no secundó el parón, sí coincidió a la hora de tachar la situación como «precaria», pues a las «escasas» comisiones se han de sumar las fuertes inversiones que han de realizar en sus locales en materia de seguridad «El 80 por ciento lo está pasando muy mal. Muchos viven de ese sorteo el resto del año», aseguraron fuentes del sector consultadas por DP. Estas mismas fuentes explicaron que la negociación con el Estado «está abierta» para solucionar este problema y abordar posibles indemnizaciones por el cierre de administraciones durante el estado de alarma.