Cascón recuerda su 'sangre' zamorana con una película

Diario Palentino
-

La Asociación Cultural Argusino Vive ha querido rendir homenaje a los suyos y a la Tierra de Campos que les acogió y les facilitó un porvenir. La cita, este domingo, a las 19,30 horas, en el salón de actos del Ayuntamiento

Transcurría el año 2017 y, con él, los actos de homenaje en el cincuentenario de la desaparición del pueblo sayagués Argusino (Zamora), anegado bajo las aguas del pantano de Almendra. 
La población zamorana, de alrededor de 400 habitantes, fue desmembrada y esparcida por toda la geografía española, europea y americana. Los avatares del destino que a veces depara la historia, quisieron que una nutrida representación de argusinejos se estableciese en Cascón de la Nava, que se había formado para acoger a los diferentes pobladores que habían tenido una suerte parecida a los habitantes sayagueses. 
Los argusinejos vieron así como esta tierra –que les acogía como lo que son hoy y a la cual estarán eternamente agradecidos– les procuraba un techo del que habían sido desposeidos.
Se adaptaron con la pequeña indemnización que les fue concedida e iniciaron un proyecto de vida sobre las tierras desecadas de la laguna de la Nava, con el recuerdo aún en la retina de sus huertos que, por entonces, ya reposaban sobre las aguas del pantano de Almendra.
La Asociación Cultural Argusino Vive ha querido rendir homenaje a los suyos y a la Tierra de Campos que les acogió y les facilitó un porvenir, y, para ello, la mencionada asociación cultural se ha propuesto rendir homenaje a los suyos a través de la proyección de una película documental, La entraña desnuda, Argusino al descubierto, que ha sido dirigida por la salmantina Belén Rodríguez con la asistencia técnica y de producción de los descendientes sayagueses Roberto Vicente e Irene Martínez y la colaboración del dinamizador cultural Manuel Martín. 
La película será mostrada este domingo, a las 19,30 horas, en el salón de actos del Ayuntamiento de Cascón de la Nava.