Cinco candidaturas se disputan Cervera

A. Benito
-
Cinco candidaturas se disputan Cervera - Foto: Oscar Navarro

Kika Peña repite por Ciudadanos y el PSOE apuesta por Jorge Ibáñez. En el PP, Mariví Álvarez da un paso adelante. Marcelino Gutiérrez concurre en esta ocasión por IU y VOX irrumpe con Álvaro Iglesias

Cinco son los grupos que tratarán de hacerse con la Alcaldía de Cervera, donde hace cuatro años Ciudadanos logró el poder con el apoyo del PSOE, dejando en la oposición al PP. Un mandato que no ha sido fácil para la agrupación naranja después de que uno de los concejales socialistas decidiera abandonar el equipo de Gobierno. 
La actual alcaldesa, Kika Peña, vuelve así a liderar un equipo de «gente responsable, abierta y amante de su pueblo» cuyo principal objetivo será «seguir mejorando la administración del Ayuntamiento y su transparencia». Para Peña, el hecho de que haya cinco jugadores en el tablero no es óbice para que la agrupación salga «a ganar». Eso sí, la candidata también reconoce que en su partido están «acostumbrados» a negociar.
En lo referente a su programa, Peña apunta que el apoyo a los ciudadanos, la revisión de tasas e impuestos, la sustitución de la tubería de la Fuente Deshondonada, el fomento del turismo, el impulso de la marca de calidad Carne de Cervera y la promoción de las actividades culturales seguirán guiando sus pasos en caso de obtener la Alcaldía. Finalmente, la alcaldesa norteña apunta que si no consigue el apoyo de sus vecinos se irá «satisfecha» del trabajo realizado.
Su actual socio de Gobierno, el PSOE, ha presentado en esta ocasión una «gran lista de personas que forman parte del tejido asociativo de Cervera, hacen su vida en el pueblo y luchan cada día por mejorarlo». Jorge Ibáñez encabeza este equipo que ofrece a los cerveranos «un programa realista centrado en los vecinos y en los servicios». Poner en marcha un Plan de Desarrollo Local de Emprendimiento, solucionar los problemas de abastecimiento, fomentar la participación o impulsar una oferta cultural y de ocio a lo largo de todo el año son algunas de sus propuestas.
Con respecto a las expectativas de cara al 26-M, Ibáñez se muestra muy esperanzado. «Percibimos en Cervera muchas ganas de cambio, por lo que aspiramos a ser la primera fuerza política. Sin embargo, tampoco descartamos los pactos», asegura el candidato del PSOE que pone el énfasis en el «espíritu ganador» con el que la agrupación afronta las Elecciones Municipales.
Quien también sale al terreno de juego con la intención de recuperar el que hasta hace cuatro años era uno de los grandes feudos del PP es Mariví Álvarez, que tras varios años formando parte de la lista, pasa ahora a encabezarla. La portavoz de los populares asegura que este último mandato «ha sido nefasto, dado que no ha habido gestión ni proyectos», y además el equipo de Gobierno «ha actuado de una forma totalmente intransigente y autoritaria». 
Desde el PP ofrecen «trabajo y proyectos importantes para que Cervera vuelva a subirse al tren del que se ha quedado descolgado en estos años». Con respecto a su «renovada lista en la que se combinan la experiencia y la juventud», Álvarez destaca que se trata de un «grupo con muchas ganas de trabajar por el municipio desde el consenso». Por eso, confía en que los cerveranos depositen mayoritariamente su confianza en el PP e invita a los que piensen que esa es la mejor opción para su pueblo «que no le den más vueltas».
El que fuera el candidato del PSOE hace cuatro años y concejal no adscrito desde hace tres, Marcelino Gutiérrez, se mantiene en la escena política de Cervera, en esta ocasión, representando a IU. Asegura que su candidatura está integrada por «luchadores cansados de ver cómo actúa el resto de partidos» y destaca de entre sus promesas la de no cobrar sueldo.
Gutiérrez recuerda que si alguien ha defendido la renovación de la tubería de amianto de la Fuente Deshondonada, ese ha sido él. «Que no se le olvide a nadie que el PP votó en contra de una moción presentada por IU en la Diputación», apunta a la vez que critica que las formaciones a las que se enfrenta quieran «colgarse esa medalla». Con respecto a su programa, asegura que la promoción de VPO, la lucha contra la despoblación, la defensa de los servicios básicos y el apoyo a las Juntas Vecinales serán su hoja de ruta. Finalmente, opina que nadie va a tener mayoría en Cervera y aunque confía en obtener el respaldo del electorado, asegura que si se va, será con la tranquilidad de haber trabajado por los vecinos de la localidad. 
Finalmente, Álvaro Iglesias irrumpe en el terreno de juego representando a VOX. De su lista destaca la «variedad» en cuanto a edades y ocupaciones. Un equipo integrado por «trabajadores, jubilados, empresarios y hosteleros» a través del que la formación verde pretende llevar a cabo proyectos relacionados con la juventud, la tercera edad o el emprendimiento. La sustitución de la Fuente Deshondanada es también uno de sus princiapales objetivos, así como el apoyo a a las asociaciones. 
Iglesias considera que el problema más grave al que se enfrenta Cervera es la pérdida de población, por lo que defiende la construcción de VPO y el apoyo incondicional a empresarios, constructores y hosteleros. La  protección de la caza, «como principal fuente de ingresos de las juntas vecinales», o la recuperación del Camping de Ruesga son otras de las grandes promesas de un partido que encara las Elecciones con la esperanza de cosechar el apoyo de los cerveranos

Cinco candidaturas se disputan Cervera
Cinco candidaturas se disputan Cervera
Cinco candidaturas se disputan Cervera RAFAEL RUIZ GARCIA
Cinco candidaturas se disputan Cervera - Foto: RAFAEL RUIZ GARCIA
Cinco candidaturas se disputan Cervera
Cinco candidaturas se disputan Cervera
Cinco candidaturas se disputan Cervera
Cinco candidaturas se disputan Cervera
Cinco candidaturas se disputan Cervera
Cinco candidaturas se disputan Cervera