Nuevo caso de maltrato animal en Barruelo

DP
-

Una gata que deambulaba el pasado 21 de abril cerca del puente del Matadero recibió un disparo con un arma de aire comprimido. El proyectil le provocó una hemorragia que hubiera acabado con su vida de no ser por la acción de un vecino.

Nuevo caso de maltrato animal en Barruelo

En esta ocasión no ha sido el veneno o los golpes los que han estado a punto de acabar con la vida de un gato indefenso en Barruelo. Esta vez han sido los disparos efectuados dentro del casco urbano con un arma de aire comprimido. 
Los hechos ocurrieron el pasado 21 de abril y aunque en las redes sociales ya se difundió unos días después, la Asociación Ecologista La Braña no ha querido hacerlo público hasta haber interpuesto la pertinente denuncia ante la Guardia Civil.
«El mencionado día 21, una gata que deambulaba cerca del puente del Matadero fue alcanzada con un disparo en la cabeza. El proyectil entró por el maxilar derecho y se alojó en su maxilar izquierdo, provocándole una hemorragia que hubiera acabado con su vida de no ser por la acción de un vecino que lo puso en conocimiento de un colectivo de acogida de mascotas abandonadas», explica La Braña.
Nuevo caso de maltrato animal en BarrueloNuevo caso de maltrato animal en Barruelo - Foto: El animal fue trasladado a la Clínica Veterinaria de Cervera, donde se le realizaron las primeras curas. «Desgraciadamente, la gata estaba preñada y perdió a sus crías», apuntan desde la agrupación ecologista. Dada la gravedad de su estado, esta fue llevada hasta León, donde un especialista le extrajo el proyectil de la cabeza.
Afortunadamente, todo salió bien y la gata disfruta en estos momentos de una vida más tranquila en una vivienda donde ha sido acogida. Sin embargo, La Braña lamenta «la falta de implicación» del Consistorio para erradicar este tipo de acciones que, al parecer, son comunes en Barruelo.
El colectivo insiste en la colaboración vecinal para identificar a los delincuentes que envenenan a perros y gatos en pleno casco desde hace más de dos años y pide también a las personas que cuidan gatos callejeros que administren a las hembras anticonceptivos para evitar su excesiva proliferación.