scorecardresearch

Una abuela de cuento sopla 107 velas en Aguilar

Pablo Caminero
-

Balbina Cota celebró el 7 de julio su cumpleaños y se convirtió en una de las personas más longevas en la provincia. Nacida en Lugo, se mudó al municipio norteño en 1954 por trabajo

Balbina Cota cumplió 107 años el 7 de julio. - Foto: DP

Los cuentos suelen empezar con un «érase una vez». Este comenzó el 7 de julio de 1915. Balbina Cota López es una abuela de 107 años que nació en Monforte de Lemos, Lugo, que desde 1954 ha desarrollado el resto de su vida en Aguilar de Campoo. 

Con 49 años dejó su casa y se fue con su hija hasta la localidad galletera. Un familiar suyo le comentó la posibilidad de mudarse y entrar a trabajar en la empresa Fontaneda. Balbina Cota no se lo pensó dos veces y dejó en su Galicia natal a su marido y su otro hijo, que se mudaron con ellas a los tres meses.

A palabras de su nieto, Pedro Sierra, esta gallega ha vivido encantada en Aguilar y se sintió muy acogida por los vecinos. Actualmente, sigue viviendo en el pueblo, donde pasa temporadas con cada uno de sus dos hijos desde hace unos treintya años, cuando enviudó.

Dos hijos, cinco nietos y tres biznietos destacan «su bondad y el cariño que ha desprendido siempre». La definen también como «una abuela de cuento» aficionada a la lectura y a la actualidad. Y es que su edad no le impide estar a la última en temas del Telediario o, incluso, de los programas del corazón. 

107 años avalan toda una vida en la que, según relata su nieto, «nunca ha tenido problemas con nadie y no creo que haya alguien que hable mal de ella». La familia añade que «siempre ha sido una mujer muy bondadosa y que es la abuela descrita en las historias de fantasía propias de los cuentos».

La lectura es una de las mayores aficiones de Balbina Cota. Para llegar a su edad, Pedro Sierra comenta que no ha seguido ninguna manía extravagante ni algún hábito en especial. Lo único que destaca es que «siempre ha mantenido una vida muy saludable, nunca ha fumado, bebido o salido demasiado por ahí».

Actitud sorprendente. Los 107 años de Balbina Cota no deben confundirse con su verdadera forma de ser. Quienes la conocen la definen también como «una persona moderna que piensa con lamentalidad de la gente de ahora». Sus ideas terminan por ser abiertas a la actualidad.

Es posible que sea esa actitud lectora y atenta a las noticias para mantenerse «a la última»la que  le sirva como ejercicio para adaptarse a los tiempos modernos. Dos pandemias, guerras y diversas crisis económicas forman parte de su vida.

Actualmente, Balbina Cota es una de las personas vivas más longevas de la provincia. Palencia cuenta con 73 habitantes que superan los 100 años, lo que supone el o,5% de la población, según el INE. Lugo y Palencia han sido testigos  de una vida sana sin excesos que se mantiene actualizada para adaptarse a los tiempos modernos y mantenerse a la última.