UGT y CCOO reclaman un gran pacto de estado

Rubén Abad
-

Los sindicatos mayoritarios consideran imprescindible que se refuercen los servicios públicos para salir de la crisis del Covid y demandan un sistema sanitario «suficientemente financiado»

UGT y CCOO reclaman un gran pacto de estado

Cincuenta y ocho días después de un Primero de Mayo sin concentraciones ni manifestaciones por la declaración del estado de alarma, UGT y CCOO convocaron ayer a cerca de un centenar de personas -provistas de mascarillas y manteniendo la distancia interpersonal- en la plaza Mayor de la capital bajo el lema #Vamosasalir, para reivindicar a las fuerzas políticas, sociales y económicas un «gran pacto de estado» para la reconstrucción social de España. Una apuesta, dijeron, «por reforzar nuestros servicios públicos» en un país que, destacaron, «trabaja desde la concordia y se aleja de la crispación».
Cándido Abril, director de la Universidad  Popular de Palencia, fue el encargado de dar voz a la protesta, en la que dijo que «vamos a salir adelante si reforzamos nuestros servicios públicos, que son la garantía para ejercer los derechos de ciudadanía en igualdad», para añadir que «nuestro sistema sanitario, sociosanitario y de cuidados, ha mostrado el valor de sus profesionales, pero es el hecho de contar con un sistema público y universal suficientemente financiado, lo que garantiza el acceso de toda la población a la salud y a los cuidados». «Nunca más recortes en sanidad, nunca más mercantilización de los cuidados», enfatizó.
evitar errores del 2008. Con este pacto de estado, lo que se pretende es evitar los errores cometidos en la crisis económica de 2008. «Toca invertir en lo que se ha demostrado que es esencial para las personas, que son los servicios públicos, en contra de lo que se hizo en la anterior crisis: precarización del mercado laboral, desinversión en servicios públicos y devaluación de los salarios», declaró a Diario Palentino el secretario general de CCOO, Juan Carlos González.
Su homólogo en UGT, Julián Martínez, habló para DPsobre la digitalización y el teletrabajo. En este sentido, dijo que «es bueno avanzar en este asunto, pero hay que tener cuidado, porque puede convertirse en una jaula de oro si no se regula, porque se pierden los horarios y desaparecen las jornadas reguladas».