scorecardresearch

Eliminación digna

David del Olmo
-

El Deporcyl Guardo FS cayó por la mínima (2-3) ante un buen Caja Rural Atlético Benavente, conjunto que milita en Segunda División. Los goles de Kuin y Raúl mantuvieron las esperanzas locales hasta el final

Eliminación digna - Foto: Óscar Navarro

No pudo el Deporcyl Guardo Fútbol Sala sorprender a un rival de superior categoría, el Caja Rural Atlético Benavente, conjunto de Segunda División, en la segunda eliminatoria de la Copa del Rey.

Fue un intenso encuentro jugado en El Soto de Saldaña donde los palentinos se adelantaron, su rival había igualado antes del intermedio (1-1 al descanso), los benaventanos se marcharon en el marcador aprovechando dos contraataques en los que sorprendieron a los locales en los primeros minutos del segundo acto y, aunque el gol de Raúl dio vida a los de Guardo, no lograron el gol que les hubiera llevado al menos al tiempo extra.

Se adelantaba muy pronto el equipo palentino. Apenas habían pasado dos minutos de juego, cuando el portero visitante Tomy despejaba lejos de su área un remate fuerte pero centrado de Iván. Kuin, a unos diez metros de la portería, recogía el rechace y sorprendía con un potente disparo que se colaba junto al poste.

Cuatro minutos más tarde igualaba el marcador el equipo zamorano, con una precisa volea de Jesús Preciado tras un saque de esquina.

Una vez equilibrada la balanza (también de jugadores lesionados, pues primero el visitante Charlie y luego el portero Gonzalo -en su caso por el hombro- abandonaban la cancha por problemas físicos), el encuentro volvió a sus minutos de desgaste.

El Atlético Benavente trataba de mandar en el choque, mientras que el conjunto entrenado por Diego Garrido lanzaba contragolpes y veloces transiciones peligrosas rumbo a la portería rival. Chefo no encontraba remate en una posición ventajosa, mientras que Beto obligaba a Tomy a despejar por la línea de fondo con el pie. Aunque también Gómez debía aparecer, muy atento, a pies de un rival tras una buena pared en el borde del área.

A seis minutos del descanso el técnico benaventano sacaba el portero-jugador, tratando de controlar la posesión de la pelota, desgastando además a un equipo norteño que no pudo contar con Borja y que tenía a algunos jugadores tocados o con menos ritmo tras volver de sus lesiones.

No se movía el marcador cuando llegaba el tiempo de descanso, con ese esperanzador 1-1 en el electrónico. Y eso que en los últimos minutos Tomy despejaba un remate de Beto y un cabezazo de Chochi, a pase desde su portería de Gómez, a punto estuvo de superar por arriba al portero.

SEGUNDO ACTO. Los palentinos no se iban a rendir, a pesar de la solidez de un Atlético Benavente que, tras un inicial zarpazo de Chochi (vaselina ante la que el portero visitante, ahora Marcos Vara, sacó una buena mano), asestó dos duros golpes a los palentinos, para empezar a decantar la eliminatoria.

Primero a los tres minutos de la reanudación, con el soberbio remate de Malaguti, inapelable ante Gómez, culminando un ataque blanquiazul tras un robo. El segundo, a los cinco, el 1-3 de Dilin, cerrando en el mano a mano ante el portero otro contraataque en dos pases.

Quedaba tiempo, pero el Deporcyl necesitaba un gol para tener opciones. Y las tuvo, con el tanto de Raúl a siete minutos del final. Un disparo colocado tras el tacón de Jorge (que remataría al poste en el último minuto, en la última ocasión palentina). Lo intentó hasta el final el equipo guardense, que cayó dignamente de la Copa.