scorecardresearch

El 42% marca la 'X' del IRPF a favor de la iglesia

SPC
-

La incorporación de nuevos declarantes no compensa la caída de ingresos por los ERTE de la pandemia del COVID

El 42% marca la 'X' del IRPF a favor de la iglesia - Foto: Leticia Prez ICAL

El 41,9 por ciento de los castellanos y leoneses que el año pasado realizó la declaración de la renta contribuyó con la financiación de la iglesia diocesana marcando la 'X'  para derivar el 0,7 por ciento de sus impuestos a favor de la institución religiosa. Un porcentaje que es superior a la media nacional, que se situó en el 31,5 por ciento. En el caso de la provincia de Valladolid, es incluso superior al del conjunto de la Comunidad, al suponer el 42,9 por ciento después de que la Agencia Tributaria registrara un total de 121.961 declaraciones que marcaron la 'X' del IRPF a favor de la iglesia, que generaron 4,1 millones de euros.

La Archidiócesis de Valladolid facilitó hoy estos datos durante la presentación de la campaña de la renta 'Por ellos, por ti, por tantos' para animar a los contribuyentes, en general, y a los fieles, en particular, a marcar las dos casillas de la declaración del IRPF, tanto la de la iglesia católica como la de los fines sociales. El obispo auxiliar de Valladolid, Luis Argüello, subrayó que, de esta manera, se contribuye el doble con fines sociales, caritativos, patrimoniales, educativos, asistenciales y pastorales de la iglesia, sin que al ciudadano le suponga pagar más dinero o tenga menos deducción.  

Destacó que marcar la 'X' es una decisión libre que no perjudica a nadie y no tiene coste alguno. "Es un ejercicio de democracia fiscal por que es de las pocas cosas que podemos decidir sobre nuestros impuestos. Si dejamos en blanco esa casilla, es el Estado quien decide por nosotros sobre esa pequeña cantidad", aseguró, según recogió la Agencia Ical. Y es que, desde el año 2007, la iglesia no tiene ninguna asignación en los Presupuestos Generales del Estado, por lo que gracias al acuerdo firmado entre el Estado y la Santa Sede recibe el 0,7 por ciento de los impuestos que marcan la casilla en la declaración de la renta.  

No en vano, Argüello recordó que que la iglesia de Valladolid ha sido y está siendo "refugio" para los que no tienen casa, alimento para quien pasa hambre y esperanza para quien se siente solo, sin olvidar que ese dinero sirve para la conservación del "inmenso" patrimonio inmueble de la Diócesis como las rehabilitaciones de iglesias y ermitas de la provincia.  

Además, Cáritas, Manos Unidas, Red Íncola y Ayuda a la Iglesia Necesitada reciben dinero del 0,7 por ciento de los impuestos de los que marcan la casilla de fines de interés social, al igual que otras ONGs. De ahí que quisiera agradecer la generosidad de los vallisoletanos. Y es que el obispo auxiliar destacó que el 42,9 por ciento de los contribuyentes de la provincia que marcan la casilla de la iglesia en su declaración de la renta es muy superior a los fieles que, habitualmente, acuden a las eucaristías de los domingos, que ronda entre el 25 y el 30 por ciento al igual que ocurre con el descenso registrado en los niños bautizados o las parejas casadas por la iglesia. También valoró que esta generosidad es mucho mayor, ya que muchas declaraciones son conjuntas del matrimonio y, por lo tanto, representan a tres y cuatro personas. "La asignación tributaria es realmente alta", significó.

4,1 millones en 2021

Los 4,1 millones de euros de la campaña de 2021 en la provincia de Valladolid destinados a la iglesia, que corresponde al IRPF del 2020, son una cantidad algo inferior a la del año anterior, cuando se situó en 4,3 millones. Una situación que el ecónomo de la Diócesis, José María Conde, justificó, según recogió Ical, por la incorporación de nuevos declarantes debido a la situación de ERTE por la pandemia del COVID. No en vano, la 'X' del 0,7 por ciento se aplica sobre la cuota íntegra del declarante. Es decir, un mayor número de declaraciones (como ocurrió en la campaña anterior, con 910 más) no siempre significa mayor cantidad recaudada y viceversa.  

Eso sí, alertó que la Diócesis ha comprobado que muchos jóvenes y primeros contribuyentes confirman el borrador remitido por la Agencia Tributaria, que, por defecto, no tiene marcada ninguna casilla para la asignación del 0,7 por ciento. Argüello apuntó que las personas, a partir de 30 años y sobre todo de 40 en adelante son quienes más marcan las casillas para en favor de la iglesia y los fines sociales.

Pese a recibir ese dinero de los contribuyentes vallisoletanos, la provincia solo recibe 3,6 millones de euros del fondo que envía la Conferencia Episcopal Española (CEE). Y es que el Fondo Común Interdiocesano es el encargado de repartir todo el dinero de las asignaciones tributarias. De esta manera y gracias a un ejercicio de distribución interna, precisó Argüello se lleva a cabo un reparto equitativo.