El 85% de las Casas de Abella ha quitado ya el amianto

Carlos H. Sanz
-

De las 125 viviendas, solo cinco aún no se han conectado el abastecimiento de agua, y unas 20, aún no han realizado la obra interior, por lo que piden la ampliación de la subvención

El 85% de las Casas de Abella ha quitado ya el amianto - Foto: Eva Garrido

Las obras de sustitución de las canalizaciones de la red pública de abastecimiento de agua de las denominadas Casas de Abella, en el barrio del Ave María, encara su recta final y, con ello, la solución a la presencia de amianto en las viejas conducciones. De los 125 propietarios que componen esta barriada, solo cinco no han solicitado a Aquona que conecte la red general con sus inmuebles.
Además, de los que sí lo han hecho, unos 20, por diferentes motivos, todavía no han realizado la sustitución de la red interior de sus viviendas en lo que se refiere al abastecimiento de agua, que es el más urgente y de menor coste, según informó ayer el presidente del Ave María, Cesáreo Frechilla.
Con el objetivo de impulsar definitivamente esta actuación, el máximo responsable del barrio compareció ante los medios de comunicación respaldado por el grupo municipal de Ganemos para solicitar al equipo de Gobierno de Mario Simón que haga un último esfuerzo y amplíe o convoque una nueva subvención municipal para estas obras.
«Al principio costó un poco concienciar a los vecinos porque la gente no se mentalizó muy bien. Cuando vieron el resultado, se percataron de que era una cosa buena y comenzaron a perdir los permisos. Solo quedan unos 20 por realizar las obras, y son varios los que están esperando a la primavera para iniciar las obras, pero si no hay subvención, no lo van a hacer», lamentó Frechilla.
«La retirada de las tuberías de amianto en las Casas de Abella requiere una solución para las casas que se han quedado fuera de la subvención. Pedimos que a través de Obras o de Servicios Sociales se dé una solución a los vecinos que no tienen los recursos del tipo que sea para poder acogerse a la ayuda, a ser posible para que las obras coincidan con el buen tiempo y que se publicite el plazo con el tiempo necesario», aseveró también Sonia Ordóñez, portavoz de Ganemos. 
Cabe recordar que el acuerdo de Aquona, el Ayunta miento y los vecinos exigía un compromiso a las tres partes. Los propietarios debían registrar en el Ayuntamiento un presupuesto de la obra que tienen que hacer en sus casas para conectarse a la red general, tanto para el abastecimiento de agua potable como para el saneamiento de residuales, y pagar la correspondiente licencia, unos 120 euros de media.
Cada casa del conjunto de Abella tiene unas características propias, por lo que es complicado calcular el coste de la obra, que puede ascender hasta los 7.000 euros, aunque según los cálculos de la asociación la media asciende a 4.200 euros. 
El Ayuntamiento ha financiado el 65% de las facturas de los vecinos, hasta un máximo de 3.000 euros, y hay que tener en cuenta que esta actuación supone una inversión municipal de 217.099 euros. Aquona lleva a cabo la instalación de las acometidas, tanto de abastecimiento como de saneamiento y su conexión a las redes municipales preparadas para este fin.
El Ayuntamiento publicó una convocatoria de ayudas para la eliminación del amianto en las viviendas de la capital dotada con 100.000 euros, que se pudo solicitar entre noviembre de 2018 y el 30 de septiembre de 2019. Aquellos vecinos a los que se les concedió terminarán de cobrar a finales de este mes, según aseguró ayer Ganemos.
Frechilla recordó que «aunque hubo un acuerdo de ampliar el plazo a noviembre, no se sabe qué ha pasado que ha habido gente que pidió la subvención en octubre y no se lo han concedido».
deficiencias en el cristo. Por otra parte, la plataforma ciudadana Ganemos Palencia denunció que el barrio de El Cristo continúa presentando múltiples deficiencias y reclamó  su arreglo. Tras una reunión con la asociación vecinal, se puso como ejemplo de estado de abandono la situación de los parques, «bastante lamentable, en especial el situado junto a colegio Juan Mena, que es indecente, con hierros sueltos en el mobiliario y excrementos de animales, al igual que ocurre en la zona de césped de la plaza del paseo del Otero». 
Las críticas también se dirigen al estado de los jardines, «donde se han talado muchos árboles en el paseo de la acequia y los vecinos piden prolongar la zona ajardinada y la iluminación hasta el IES Camino de la Miranda, así como la colocación de rampas».
También exige que se controle la práctica de motocross en las laderas de los cerros y La Miranda, ya que es una práctica prohibida; el arreglo de las aceras del barrio y sus bordillos o la instalación de badenes de seguridad en la calle Tarifa y de más marquesinas de autobús en el barrio, entre otras reclamaciones vinculadas a la cultura o a la canalización de agua.



Las más vistas