scorecardresearch

Un inicio de campaña marcado por el Covid

Hugo Cancho
-

El equipo de Rubén Gala comenzaba la pretemporada con 10 jugadores del primer equipo tras el positivo de seis miembros de la plantilla. El sábado jugarán con cinco del filial

Un inicio de campaña marcado por el Covid - Foto: Óscar Navarro

Un nuevo reto. Eso es lo que tienen en mente los integrantes del Palencia Cristo Atlético, que comenzaban ayer sus entrenamientos de cara a la nueva temporada, en la que se enfrentan a la Segunda de la Real Federación Española de Fútbol. Tras conseguir el histórico ascenso la pasada campaña, los de Rubén Gala regresaban al campo (en esta ocasión al Sergio Asenjo) para preparar el partido que disputarán este sábado, el amistoso contra el Real Valladolid, a las 20 horas en La Balastera. 

Los jugadores empezaban el calentamiento bajo la supervisión del cuerpo técnico para tantear el estado de forma del equipo. «El partido del sábado es algo repentino, tenemos poco tiempo para entrenar y probar a los jugadores. No tendremos un buen resultado, pero lo importante es que la plantilla no se fuerce, al fin y al cabo el Valladolid es un equipo recién descendido de la Primera División y la diferencia entre ambos conjuntos será notoria», reconocía el entrenador, Rubén Gala.

A los cinco positivos de Covid-19 en el primer equipo, que adelantaba ayer Diario Palentino, se le suma hoy uno más. Una dificultad añadida, pues la plantilla queda reducida. «Es un contratiempo con el que no contábamos, pero tenemos suerte porque no hemos tenido contacto con ellos. Ahora nos centramos en entrenar para el sábado, aunque realmente para nosotros la pretemporada empezará a partir del lunes, cuando recuperemos las bajas», añadía.

 

NUEVAS CARAS. En este sentido, la plantilla que arrancaba ayer la pretemporada estaba compuesta por 10 jugadores del primer equipo, de los cuales tres se incorporaban a las filas del Palencia Cristo Atlético, junto con cinco del filial, que jugarán el partido del sábado ante el Real Valladolid.

El extremo derecho, Erik Polanco; el mediocentro, Josua Pérez y el delantero, Alfredo Sualdea se sumaban al conjunto morado. «He llegado a Palencia hoy mismo y tengo muchas ganas de competir este sábado. Conocemos a alguno de nuestros nuevos compañeros, pero tenemos que utilizar estos días para integrarnos y que se vea reflejado posteriormente en el juego. La temporada va a ser algo difícil, pero yo vengo de la Segunda B y tengo experiencia jugando con equipos de este nivel», explicaba Sualdea.

Aún faltan por llegar tres o cuatro nuevos jugadores y la renovación de otros tantos, pero el objetivo en esta nueva Segunda RFEF, desde el primer momento, es conservar la categoría. «Estos primeros entrenamientos sirven de adaptación. No debemos forzar en los amistosos y, aunque hay que tener un mínimo de preparación, también quiero que ellos se diviertan. Una vez comience la temporada continuaremos con la mentalidad competitiva, como el año pasado. Con trabajo, ganas e ilusión para afrontar este nuevo desafío, que es una gran oportunidad para todos», explicaba el míster.  

La afición es una pieza clave de cara al nuevo curso. «Queremos que los futboleros acudan a La Balastera a animar al equipo. Tendremos momentos difíciles y partidos complicados, pero es indispensable el aliento de los palentinos», concluía.