Paredes despide con emoción a su hija Pilar Cardeñoso

DP
-

«Toda la gente solo ha hablado bien de ella. Esas gotas de miel hacen que toda posible gota de hiel se olvide», afirma su hermano Valentín

Paredes despide con emoción a su hija Pilar Cardeñoso - Foto: Jesús Sevillano

María Pilar Cardeñoso Payo descansa en el cementerio de su pueblo, Paredes de Nava, junto a su padre. Ayer recibió sepultura tras un funeral que abarrotó la iglesia de Santa Eulalia, en la que aún resuenan las sentidas palabras de su hermano Valentín. «Todos los que habéis perdido a un hijo, una hija, un hermano, una hermana sabéis lo que se siente, pero que hayan asesinado a una hermana a ostias -con perdón del lugar donde estamos- eso todavía no lo puedo interpretar», comentario recibido entre aplausos. La muerte es siempre una «impotencia», pero esta es una «impotencia absoluta», por eso «quería, y porque soy de Paredes, daros a todos de verdad las gracias en nombre de mi madre, mío, de mis hijas, de todo el resto de la familia, porque de verdad sois parte de nosotros y sé que habréis dejado vuestra obligaciones para buscar un hueco y venir a acompañar a Pilar, que a lo mejor no la conocíais, pero quién puede llegar a conocer a la gente». Pilar «no tuvo una vida fácil», y es que  «a los 14 años vinimos a la iglesia de Santa María a despedir a nuestro padre y le bajamos donde va a bajar ella hoy». Contó que su hermana tenía una foto que les hizo cuando ella tendría 5 o 6 años, aquí en el depósito del agua, y «siempre la llevaba con ella, porque para mi padre, Pilar era su niña, para Pilar mi padre era lo más importante del mundo. Por eso, aunque como podréis comprender no me dio tiempo a preguntarle, la vamos a llevar con él». 
«No nos gustan mucho los  médicos, pero sé que ella cuando llegue donde sea que vaya, va a preguntar donde está la puerta de urgencias, lo sé porque estos dos días toda la gente que ha pasado a acompañarnos y a saludarnos solo ha hablado bien de ella, gente a la que le ha salvado la vida, compañeros con los que ha trabajado, se han formado con ella, con los que habrá discutido, y esas gotas de miel hacen que toda  posible gota de hiel se olvide», concluyó.
 

* Más información en la edición en papel y en la app de Diario Palentino