scorecardresearch

Reconocimiento a los creadores artísticos

DP
-

Fernando Escobar, la Fundación del VII Centenario de la catedral y Ramón Margareto recogen los galardones en la primera entrega de los Premios Thieldón de las Artes Plásticas

Reconocimiento a los creadores artísticos - Foto: Óscar Navarro

Los Premios  Thieldón a las Artes Plásticas se plantean como un reconocimiento a los creadores artísticos de producción plástica y visual y como un foro de encuentro de las personas relacionadas con este ámbito de actividad. En su primera edición, cuya gala de entrega de galardones acogió ayer el Teatro Principal, subieron al escenario Fernando Escobar, distinguido por su trayectoria, con toda una vida dedicado al arte; la Fundación VII Centenario de la catedral, como merecedora  de los laureles por su labor en por de la preservación, conservación y difusión del arte; y Ramón Margareto, por su quehacer creador durante el año.

Convocados por la Asociación Thieldón, que preside Chema Manzano (Marian López, Antonio Guzmán Capel, José Luis Quirce y Carlos Mediavilla), estos premios nacen con vocación de convertirse en un referente para la sociedad palentina en cuanto a un mejor acercamiento, consideración, conocimiento y proyección del trabajo  de los artistas en Palencia. La selección de los premiados ha sido posible gracias a las  nominaciones realizadas por  los artistas colaboradores, asociaciones culturales y artísticas de la provincia e instituciones relacionadas con el mundo de la creación.

Fernando Zamora afirmó que le hacía muchísima ilusión el premio, y es que «he recibido muchos en mi vida, pero este viene promovido por la Asociación Thieldón de artistas y pintores». Valora el nacimiento de este colectivo e incide en que «la pintura en Palencia va a surgir de verdad, y es que hay grandes pintores».

El obispo, Manuel Herrero, en nombre de la Fundación del VII Centenario de la catedral,  agradeció a la Asociación Thieldón el reconocimiento, y aprovechó para lanzar una invitación a que la seo y su significado sean de nuevo motivo de inspiración para los grandes artistas palentinos del siglo XXI.

Finamente, Ramón Margareto aseguró que estaba muy contento porque el premio lo conceden los compañeros artistas. «Una vez más Palencia rompe con el mito equivocado de que nadie es profeta en su tierra -aquí todos sus artistas los son-; yo, desde que tengo uso de razón, soy profeta en mi tierra», aseveró el pintor y cineasta.