LA DIFÍCIL BÚSQUEDA DE UNA VITAMINA ESENCIAL

DP
-

Para hacerse con un medicamento llamado Konakion es necesario recurrir al servicio de medicación extranjero, con las dificultades que eso conlleva

LA DIFÍCIL BÚSQUEDA DE UNA VITAMINA ESENCIAL

Hacerse con un medicamento en ocasiones no es tan fácil como ir al médico de Atención Primaria, solicitar la receta y adquirirlo en la farmacia. En los último años el problema de abastecimiento de algunos fármacos ha generado graves problemas a aquellos que los necesitan. El último caso es el del Konakion, un medicamento que contiene el principio activo fitomenadiona o vitamina K1, indicado para la prevención y tratamiento de la hipoprotrombinemia o falta de la protrombina, una sustancia que se utiliza para que la sangre se coagule. Es decir, un fármaco necesario par aquellos que no producen suficiente vitamina K. 
Está considerado esencial por la Organización Mundial de la Salud, puesto que contrarresta la sobreexposición a medicamentos usados contra las trombosis, y también recurren a él pacientes con alteraciones intestinales o hepáticas y quienes han seguido tratamientos prolongados con antibióticos. Es, además, el tratamiento de elección para la prevención y tratamiento de la enfermedad hemorrágica del recién nacido.
En febrero de este año, la Agencia Española de Medicamentos y Productos Sanitarios (Aemps), dependiente del Ministerio de Sanidad, informó de los problemas de suministro de Konakion de 2 mg o 0,2 ml pediátrico y del formato 10 mg o mililitros tanto en solución oral como inyectable, pero no ha sido hasta ahora cuando los usuarios que lo necesitan han encontrado los primeros problemas.
Y es que el laboratorio farmacéutico que los elabora, con sede en Alemania, ha decidido interrumpir su suministro, dejando a hospitales y farmacias sin stock, por lo que ahora es necesario solicitarlo al extranjero.  De hecho, la Aemps inició la búsqueda de medicamentos extranjeros de igual composición en distintos países y se han localizado unidades de tres proveedores distintos. 
Para hacerse con una caja el procedimiento que debe seguir el paciente es algo complicado, puesto que es necesario solicitar el medicamento al servicio de medicación extranjera. 
proceso a seguir. Eso conlleva que el paciente tiene que hacerse con una prescripción facultativa del medicamento acompañada de un informe clínico que motive la necesidad del tratamiento para el paciente y especifique la duración estimada del tratamiento y el número de envases requeridos y pagar por adelantado el medicamento, aportando el justificante correspondiente. El paciente presentará la documentación al Servicio Territorial de Sanidad y Bienestar Social de la provincia y una vez autorizado el tratamiento, este facilitará el fármaco.