scorecardresearch

Educación reducirá las ratios en tres alumnos por aula

P. Velasco
-

La Consejería y los sindicatos alcanzan un preacuerdo para mejorar las condiciones laborales de los docentes e incluye también un incremento de plantillas en los centros

Alumnos en una de las clases de la Cooperativa Alcázar en la capital segoviana. - Foto: El Día de Segovia

El próximo curso escolar arrancará con novedades en Castilla y León. La Consejería de Educación y la mayor parte de los sindicatos con representación en la mesa sectorial (CSIF, Stecyl, Anpe y CCOO) han alcanzado un preacuerdo para mejorar las condiciones laborales del profesorado de la educación pública que implica la reducción de tres alumnos por aula y menos horas lectivas para el profesorado. UGT es el único sindicato que no ha ratificado este documento, ya que considera que los profesionales «siguen sin recuperar» el horario lectivo precio al «decretazo» de 2012.

La presidenta del sector autonómico de Educación de CSIF, Isabel Madruga, destacó que «se han incorporado algunas de las propuestas de los sindicatos y es bueno para la mejora de la calidad de la educación pública de la Comunidad», tras lo que añadió que no se va a parar con otras reivindicaciones que pusieron sobre la mesa en noviembre de 2020, aunque este preacuerdo sí mejora dos «cuestiones prioritarias»: las ratios y el horario lectivo de los docentes.

En el caso del número de alumnos por aula, el preacuerdo recoge la bajada progresiva de la ratio a partir del próximo curso en todas las etapas educativas, iniciándose progresivamente en los primeros cursos de cada etapa. Esto implica que la norma de admisión y matriculación para el curso que viene ya contemple la ratio mínima establecida en los términos del acuerdo y que supone una reducción de tres alumnos por grupo con respecto a la actual. Esto supone que se establecerán 22 niños por clase en Infantil y Primaria, 27 en Secundaria y 32 en Bachillerato, aunque el máximo se mantiene «por si hay algún caso excepcional».

Además, como señalaron fuentes de la Consejería de Educación, también se mejora la dotación a los centros rurales agrupados (CRA), recogiendo expresamente el mantenimiento de unidades con tres alumnos y flexibilizando las ratios de estudiantes por grupo cuando haya varios niveles educativos. «Esta reducción de ratios tan demandada por el profesorado no solo reduce los conflictos en el aula, mejora la convivencia escolar y el rendimiento de los alumnos, demás de suponer el incremento del profesorado para poder cumplir con estas ratios», inciden desde los sindicatos.

El otro aspecto significativo del preacuerdo es ?la reducción del horario lectivo del profesorado, disminuyendo los periodos lectivos o de atención directa al alumnado. Esto supondrá una bajada de una hora lectiva en los maestros y la implantación mayoritariamente de 18 o 19 periodos lectivos para los profesores de Secundaria, Bachillerato, FP y Enseñanzas de Régimen Especial. Esta reducción de atención directa al alumnado se materializará en los próximos dos cursos escolares. Fuentes sindicales incidieron en que se ha arrancado el compromiso de la Administración de revisar este acuerdo si se reduce la jornada laboral de los empleados públicos.

Ahora el preacuerdo se someterá a los trámites normativos oportunos hasta su publicación en el Bocyl. Sindicatos y Junta constituirán una comisión para velar por el cumplimiento del documento.

Mejora de las plantillas en los centros públicos

El preacuerdo alcanzado entre la Consejería de Educación y la mayoría de los sindicatos de la mesa sectorial (CSIF, Stecyl, Anpe y Comisiones Obreras) también contempla una mejora de plantillas de los centros docentes públicos, incrementando la proporción de docente por unidad en las etapas de Infantil, Primaria, Secundaria y Bachillerato, «traduciéndose en más profesorado en función de las unidades de los centros, como detallaron fuentes sindicales. Esto supone que un instituto de un barrio en Valladolid podría contar con tres docentes más, como señaló Isabel Madruga.

Para lo sindicatos era esencial avanzar en la atención a la diversidad. De esta forma, el preacuerdo incluye un aumento de la plantilla en la de especialistas para la atención al alumnado con necesidades específicas de apoyo educativo (ACNEAE): maestros de las especialidades de Pedagogía Terapéutica, Audición y Lenguaje y los de Educación Compensatoria. También se reducen las ratios en este ámbito y los sindicatos reclamaron que se tengan en cuenta todos los apoyos.