scorecardresearch

Gullón, por el empleo de víctimas de violencia machista

Rubén Abad
-

Dos mujeres de la Montaña Palentina recibirán formación y se incorporarán a la factoría durante al menos medio año

Gullón, por el empleo de víctimas de violencia machista

Galletas Gullón apoya al programa de formación con compromiso de contratación e inserción para mujeres víctimas de violencia de género o de trata y explotación sexual de Castilla y León, gestionado por la Fundación Santa María la Real ,con el objetivo de impulsar la inserción laboral y social de este colectivo.

Gracias a él, dos mujeres del entorno de Aguilar de Campoo (el siete por ciento de las 29 beneficiarias del proyecto) recibirán formación en competencias que impulsen su empleabilidad y se incorporarán a las fábricas de Galletas Gullón durante un periodo mínimo de seis meses.

«Consideramos que es fundamental ofrecer a las mujeres víctimas de violencia de género y de violencia sexual una oportunidad laboral que les ayude a conseguir independencia y estabilidad económica», afirma Paco Hevia, director Corporativo y responsable de Recursos Humanos de la galletera. Asimismo, añade que «como compañía estamos comprometidos con erradicar la lacra de la violencia contra la mujer en la Montaña Palentina y, por esta razón, llevamos a cabo diferentes iniciativas para impulsar la empleabilidad de la mujer en el ámbito rural».

Para la Fundación Santa María la Real, «es un honor poder contar una vez más con el compromiso de Gullón, adalid en la recuperación profesional y personal de las mujeres frente a las secuelas del maltrato, en los diversos programas de empleo que se gestionan desde la entidad».

Esta iniciativa está alineada con el plan de igualdad y diversidad, que manifiesta la voluntad de Gullón de mantener y desarrollar una política que respete, sin ningún tipo de discriminación, la equidad. A través del mismo, la firma promueve los procesos de selección y promoción transparentes y libres de discriminación, asegura la inclusión de mujeres en puestos de responsabilidad e integra la perspectiva de género. Además, es pionera del sector en implementar el registro salarial promovido por el Estado.