scorecardresearch

El Teatro Real caerá bajo el influjo de Orfeo

EFE
-

Tres producciones en torno al mito griego vertebran la próxima temporada del coliseo madrileño, al que llegan nueve estrenos

El Teatro Real caerá bajo el influjo de Orfeo

Casi como mito fundacional de la ópera, la lira balsámica y narcótica de Orfeo sonará hasta en tres propuestas de la temporada 22/23 que ayer presentó el Teatro Real, integrada por ocho nuevas coproducciones y nueve títulos nunca antes disfrutados en este espacio.

La oferta abarcará cinco siglos de creación musical de diversos estilos, la mitad del siglo XX, con cuatro programas de danza, 15 conciertos, nueve espectáculos para niños y 18 óperas, con títulos tan atractivos como Aida o Turandot.

«Lo que marca esta temporada es además la celebración de la normalidad sanitaria y psicológica», destacó Gregorio Marañón, presidente del Patronato del Real.

Será el 21 de septiembre cuando en los Teatros del Canal comience la programación con el estreno en España de Orphée de Philip Glass, una propuesta minimalista compuesta bajo la estela de la película rodada por Jean Cocteau con María Casares. Este mito griego volverá con Orfeo ed Eurudice de Christoph Willibald Gluck en versión de concierto y, desde el 20 de noviembre, con L'Orfeo de Claudio Monteverdi, con una producción de la coreógrafa Sasha Waltz.

Unas semanas antes, el 24 de octubre, levantará el Real su telón por primera vez la próxima temporada con Aida de Giuseppe Verdi, una reposición histórica de su repertorio que ha sido renovada por Hugo de Ana y contará con dirección musical de Nicola Luisotti. 

Tras haberse convertido en uno de los grandes éxitos internacionales de este teatro gracias a la apuesta de Bob Wilson, otra reposición que colapsará la taquilla será Turandot de Giacomo Puccini. Dirigirá la orquesta Nicola Luisotti en esa ópera que a partir del 3 de julio pondrá el broche a la temporada.

Entre medias habrá muchos otros títulos quizás no tan llamativos pero que, a juicio del director artístico del Real, Joan Matabosch, serán «acontecimientos mayúsculos». Es el caso, por ejemplo, de Arabella, «una de las óperas más importantes de Richard Strauss», que llegará a partir del 24 de enero, o La nariz, de Dmitri Shostakóvich, que subirá el telón el 13 de marzo.