scorecardresearch

El Norte lo vive diferente

Jesús Hoyos
-

Aguilar y Guardo disfrutaron ayer de sus participativos festejos galleteros y musicales

El Norte lo vive diferente

Los días carnavalescos se viven de forma diferente en el Norte, especialmente si tienen nombre propio como el Carnaval Musical de Guardo y el de la Galleta en Aguilar de Campoo.

En la localidad minera, el auditorio municipal acogió ayer el espectáculo La leyenda de Don Carnal y Doña Cuaresma, al calor de la programación que organizan y ponen en marcha la Agrupación Musical de Guardo (AMGu) y el Ayuntamiento y que alcanza este año su decimoquinta edición gracias al esfuerzo de ambas entidades por sacar adelante una fiesta con carácter propio, vinculada a la música, el arte y la cultura.

Y es que hasta allí se acercó un centenar de familias de la Montaña Palentina, que disfrutaron de un show pensado para todo tipo de público y repleto de sorpresas y un pequeño desfile infantil. Una función que hizo las delicias de pequeños y mayores en la que no faltaron la música, la magia, la alegría y la diversión de la mano de una compañía palentina con sobrada experiencia y una gran trayectoria a sus espaldas: Ana Rueda Eventos.

El Norte lo vive diferenteEl Norte lo vive diferenteUno de los momentos más especiales del espectáculo llegó con el pregón a cargo de los birrias. La idea de AMGu es que estos personajes abran a partir de la próxima edición el Carnaval Musical en la mañana del viernes, con la participación de los centros escolares de la localidad.

Mientras tanto, en la villa galletera disfrutaron por la mañana del concurso de mascotas y dueños disfrazados, un certamen que contó con cinco originales y divertidas propuestas. Por la tarde fue el turno para los más pequeños con el gran desfile infantil de disfraces, acompañado por distintas compañías y colectivos, que terminó en la Carpa de Carnaval, donde se les entregaron más de 500 bolsas de dulces y pudieron asistir a la animación de Los tres cerditos y el lobo feroz y el concierto de Kids Game.

Más fotos:

El Norte lo vive diferente
El Norte lo vive diferente
El Norte lo vive diferente
El Norte lo vive diferente