Derrota desde la esquina

Alberto Moreno
-

Buena puesta en escena del Palencia Cristo Atlético, pero dos acciones consecutivas a balón parado le condenaron

Derrota desde la esquina - Foto: Julio Calvo Recio

 rimera derrota del  Palencia Cristo Atlético por culpa de dos despistes en sendos córner antes de que se cumpliera el primer cuarto de hora. Los testarazos de Adeva y Rubio llevaron el cuero a las mallas obligando a la hombrada, y aunque los palentinos lo intentaron todo, con un espléndido Charaf en la medular, el gran trabajo defensivo de los ribereños y la escasa efectividad de un cuadro visitante ayer muy inocente ante puerta hicieron el resto. Buena imagen, más en el segundo periodo, donde dominó en muchas fases a uno de los gallitos y en su feudo, pero tropiezo al fin y al cabo.
Arranque igualado entre  dos escuadras poderosas, con un Palencia Cristo Atlético que no se cerraba atrás sino que quería pisar campo adversario. Pero una pérdida provocó la primera oportunidad para los locales a los ocho minutos, en un disparo de Adeva que atajaba con seguridad Miguel. Poco después, otra llegada de los de Rubén Gala asustaba a los locales, que finalmente despejaban el cuero para generar una peligrosa contra que acababa en córner. Y en el servicio desde la esquina, el remate de Adeva al palo largo se colaba de manera irremisible.
Quedó tocado el cuadro morado, teniendo que despejar Gatuso con apuros en una nueva llegada de los blanquiazules nada más sacar de centro. Y en el segundo córner arandino, desconcierto total de la zaga visitante, Diego Rubio que entra al primer palo y peina perfecto superando por alto a Miguel. Dos córners, dos goles, dos jarras de agua helada.
Trató de reaccionar el cuadro visitante con un peligroso disparo de Javi Bueno que acababa en saque de esquina. Los morados tocaban mejor en la zona ancha, pero la Arandina era mucho más eléctrica en sus llegadas, quedando el encuentro más en manos visitantes en cuanto a posesión, pero sin peligro. 
No se rendían los de Rubén Gala y un disparo de Charaf (omnipresente el mediocentro marroquí)  se perdía desviado por poco.
En la segunda parte, las posesiones del Palencia Cristo eran estériles, sin poder de llegada ante la ausencia de profundidad y de ese último pase para crear riesgos, por lo que el míster daba entrada a Juan Fraile en busca de más punch. En las contras, la Arandina creaba peligro pero salvaba Miguel ante Adeva.
Polémica en el área local  en una caída de Adri Pérez, tras un robo de balón.  Fraile desperdiciaba al cuarto de hora la mejor opción del Palencia Cristo Atlético tras un error en cadena de la defensa de la Arandina, pero pifió su remate quizás por no esperar que el cuero llegara hasta su posición. 
Tuvo el dos a uno Pablo tras un maravilloso pase en profundidad de Charaf, pero su remate algo escorado no hallaba la recompensa del gol para los visitantes. La pelota era más de los morados pero no acababan de encontrar la receta, como en un último remate de Abajo a las manos de Carmona. Y ya sobre el minuto 93 y último de juego, paradón de Miguel cuando Narváez tenía el tercero en sus botas. Buen colofón a un encuentro donde llegó la primera derrota morada, aunque ofreciendo una buena imagen. El domingo visita La Balastera el Tordesillas del extécnico morado Sedano.