scorecardresearch

Emprendimiento rural teatralizado

David Herrero (ICAL)
-

Un grupo de alumnos del tercer curso de ESO del IES Jorge Manrique de Palencia se alza con uno de los premios del concurso educativo 'Segura-Mente' de Afundación Abanca

Emprendimiento rural teatralizado - Foto: Brágimo (ICAL)

Emprendedores rurales en contra de la despoblación ayudados de la cultura, la historia y las tradiciones provinciales. Esa es la pretensión de Historias del Camino, el proyecto elaborado por los alumnos del tercer curso de Educación Secundaria Obligatoria (ESO) del IES Jorge Manrique  y que se alzó con uno de los premios del concurso educativo Segura-Mente de Afundación Abanca valorado en 1.000 euros.

Segura-Mente es un juego a través del que 70.600 alumnos de tercero a sexto de Educación Primaria, ESO y Formación Profesional Básica (FP Básica) de toda España pudieron, durante el curso 2021-22, adquirir un aprendizaje sobre finanzas, mientras reforzaban sus conocimientos de historia, arte, literatura e incluso sobre los Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS). A través de dichos juegos, los chavales se tenían que convertir, finalmente, en emprendedores y ser capaces de crear una idea de negocio que cumpla con los ODS, explica a la Agencia Ical la profesora de Economía del instituto, Silvia Marcos.

Los alumnos del centro idearon un modelo de negocio que intentaba paliar el problema de la España vaciada, donde la solución pasaba por la creación de una empresa que ofrecería diversas obras de teatro por municipios en los que discurre el Camino de Santiago francés, al ser el protagonista de la provincia palentina. Tras evaluar todos los aspectos y elementos claves, se plasmó en un modelo Canvas a partir de un lienzo en el que se ponían las partes más relevantes de una idea de negocio. 

En él se recoge el problema, la solución, la segmentación de los clientes o los precios de venta, entre otros. «Se estructura como un resumen de la idea de negocio para los inversores, en un paso previo que da forma al proyecto como tal» y cuyo lienzo fue galardonado.  Las nociones impartidas en clase y en la asignatura de Iniciativa Emprendedora se integraron en cada una de las partes del trabajo. Desde el plan de marketing hasta la fijación de precios relativos a la competencia, pasando por los clientes potenciales, añade la docente.

Trabajo en equipo.  El galardón es el resultado del trabajo en equipo de un grupo formado por 16 alumnos del IES Jorge Manrique, que se unen a otros dos más de centros docentes de las provincias de Lugo y de Madrid dentro de la cuarta edición del concurso educativo Segura-Mente.  

Tanto Tania Peña como Alejandro Paniagua, dos de los integrantes palentinos, desgranan que primero se realizó una lluvia de ideas donde se pusieron sobre la mesa diversas posibilidades y temas, aunque, finalmente, se decantaron por el proyecto Historias del Camino. Con ella, los diferentes turistas y viajeros que recorrieran la ruta francesa del Camino de Santiago (la que cruza la provincia desde Itero de la Vega a San Nicolás del Real Camino) se encontrarían con diversas representaciones de leyendas locales, en las que se emplearían materiales reciclados, tanto en el vestuario como en el atrezo, para alinearse con los ODS.

La idea era combinar cultura e historia del medio rural con el cuidado del medio ambiente, ya que «las tradiciones no reciben el valor que se merecen», más si cabe en una provincia con gran riqueza en este ámbito. Trasladan que las determinadas representaciones se llevarían a cabo en varios municipios ubicados a lo largo del camino ya que, para conseguir los objetivos y su viabilidad, los alumnos realizaron una segmentación de los potenciales clientes según las edades de los mismos.

Apuesta educativa. El proyecto, que cuenta con el aval de la Consejería de Educación de la Junta de Castilla y León, forma parte del programa de acción educativa que impulsa la obra social de Afundación Abanca con el objetivo de acercar a los estudiantes de todo el territorio español las  herramientas necesarias para ser adultos responsables y conscientes del futuro.

El director de zona en Castilla y León de Abanca, Marcos Álvarez, detalla que Afundación pone en marcha diversas iniciativas para apoyar proyectos educativos y emprendedores que potencien la sostenibilidad. «Que sea un centro público de esta región uno de los ganadores a nivel nacional es algo para destacar porque se nota la ilusión con la que los alumnos ganadores han trabajado para sacar adelante su idea», explica.

Todo ello ante un trabajo que se centra en una apuesta por el medio rural y en contra del fenómeno de la despoblación que sufren muchas zonas españolas y de Castilla y León, puntualiza Álvarez. Además, han conseguido desarrollar un proyecto de emprendimiento, porque el 95 por ciento del empleo se enmarca en esta tendencia, añade. Por ello, mostró todo el apoyo de Abanca a este tipo de iniciativas, ya que «los jóvenes alumnos participantes será los profesionales del futuro», concluye.