scorecardresearch

25 años de periodismo provincial con sello de reconocimiento

J. Benito Iglesias
-

Una representación de todos los premiados en este tiempo asiste a la entrega de los galardones que este año recaen en Óscar Navarro y Andrea Benito, ambos de 'DP', Almudena Álvarez, Miriam García y Ángel Ordóñez

25 años de periodismo provincial con sello de reconocimiento - Foto: Marta Moras

Dos décadas y media de trabajo y esfuerzo por hacer llegar las noticias a la sociedad palentina resumidas en un emotivo acto en el marco de una jornada especial: la conmemoración del 25 aniversario del Premio de Periodismo Mariano del Mazo, con más de un centenar de galardonados por la Diputación. El centro cultural provincial reunió a una parte de todos ellos y, para el recuerdo, quedó una foto de familia de varias generaciones de profesionales que apuestan por una información de calidad.

Como homenaje al periodista que da nombre a los galardones, Mariano del Mazo, fallecido en 1995, su hijo homónimo fue invitado al acto, donde destacó el papel que jugó para instituir los premios el entonces presidente provincial, Jesús Mañueco, también presente ayer. «Las tres grandes pasiones de mi padre eran la historia, el periodismo y Palencia. Fue una persona enamorada de esta tierra y tuvo una imprenta donde imprimía publicaciones de carácter personal. También dirigió la peña cultural Nubis en varias etapas. Luego tuvo una amplia carrera profesional en Madrid y fue además ocho años cronista de las Cortes», recordó.

La presidenta de la Diputación, Ángeles Armisén, felicitó a los premiados de la presente edición y lanzó un mensaje de apoyo. «Estos galardones son el ejemplo y la imagen de un homenaje al Periodismo, cuyos integrantes destinan una larga jornada a poner luz a cuanto acontece y garantizan el derecho a ser informado que tiene el ciudadano. Deben seguir luchando contra la desinformación, la simplificación por la inmediatez y las noticias falsas que ponen en peligro la sociedad democrática», aseveró.

Almudena Álvarez recibió el premio principal por el trabajo Un arcoíris detrás de tanto silencio, que publicó El Mundo de Castilla y León. «Supone un chute de energía dentro de una profesión  precaria, ya que cada vez somos menos y el sacrifico personal y familiar es muy grande», expuso.

El resto de galardonados obtuvieron un accésit. El jefe de Fotografía de Diario Palentino, Óscar Navarro, agradeció el premio por el trabajo titulado 1º de mayo virtual que se publicó en la portada de decano de la prensa el 2 de mayo de 2020. «Estoy satisfecho también porque hace unos años se decidió premiar también al resto de profesionales en distintas modalidades como fotografía, radio y TV, ya que antes solo se hacía con la prensa escrita. Es importante que se mantengan vivos este tipo de galardones y el de esta edición se lo dedico a mi familia, que al final es la que nos aguanta en el día a día. Se trata de un reconocimiento especial al ser muy duro trabajar durante la pandemia», señaló.

Su compañera en Diario Palentino, Andrea Benito, se llevó otro de los accésit por el trabajo  titulado X Aniversario. Haití, en la memoria publicado el 19 de enero de 2020. «La verdad es que estoy muy contenta porque se trataba de la primera vez que me presentaba a los premios. Estoy muy agradecida a Francisco Pérez Rivas por haberme permitido contar todo lo que vivió como rescatador en el terremoto en Haití. Por su puesto, también agradezco que al jurado le haya gustado la propuesta y que la Diputación siga concediendo año a año estos galardones», expuso.

Miriam García y Ángel Ordóñez, se llevaron el último de los accésit concedidos por la Diputación en la modalidad de televisión por el trabajo titulado Me vuelvo al pueblo, Cascón de la Nava, emitido en La 7 de Castilla y León el 7 de diciembre de 2020.

«Este reconocimiento se lo dedicamos a quienes residen en el mundo rural, ya que sin ellos y sus testimonios y vivencias el programa que realizamos no tendría ningún sentido. Todos ellos nos enseñan una cara a veces un tanto desconocida y que vivir en los pueblos es algo alegre y merece la pena, dado que los vecinos de numerosos municipios de la provincia y la comunidad son muy bondadosos», concretó Miriam García.

«Es el primer premio que me conceden y a Miriam, que ya tiene más, le agradezco que confiara en mí como cámara. La verdad es que es un placer trabajar en un programa que se basa en el humor y además apuesta por la vida en el medio rural», añadió Ángel Ordóñez.